‘Academia Gotham: Bienvenidos a la academia’, cuando Harry encontró a Scooby

academia 01Dentro de los nuevos títulos que tanto Marvel como DC se han afanado en publicar para captar a nuevas hornadas de lectores, y, sobre todo, de lectoras, intentando conectar con la sensibilidad de los millenials y los nativos digitales, ya habíamos hablado de los casos de Ms. Marvel o de Batwoman. En esa misma línea parece que va ‘Academia Gotham’, un título muy juvenil que acertadamente se ha descrito como un cruce entre Harry Potter y Scooby Doo, con (añadiría yo) unas ligeras dosis de shojo manga. ECC editó el primer tomo a finales de 2015.

Con esta tarjeta de presentación que os he propuesto, es natural que a algunos de vosotros, talluditos lectores de supers enpijamados, os haya entrado urticaria. O quizá curiosidad. En cualquier caso, tenéis razón.

La serie está protagonizada por Olive Silverlock: una misteriosa joven cuya amnesia parece ocultar un extraño secreto. Junto a sus compañeros, casi todos recién llegados a esa especie de Hogwarts que es la Academia Gotham, emprende una investigación que les conducirá a las entrañas de la institución… y de la propia ciudad.

academia 02La talentosa Becky Cloonan (‘Conan’, ‘Batman’) deja aquí los lápices para escribir al alimón los guiones con Brenden Fletcher (también responsable de ‘Batgirl: La chica murciélago de Burnside’), en una serie que, de las presentadas, es quizá la que tiene un target más joven. El ambiente de estudio en una academia extraña, llena de profesores bizarros, con alas abandonadas, bibliotecas polvorientas y enigmáticos estudiantes nos hace pensar en la serie de Harry Potter o incluso en esas ñoñeces tan exitosas como ‘Monster High’ o ‘Ever After High’. El enigma por descifrar el pasado de Olive (o más bien qué fue lo que le ocurrió a ella y a su madre el verano pasado, algo que algunos personajes parecen saber, pero que al lector se nos oculta sistemáticamente) hace avanzar una trama que mueve entre la investigación de misterios sobrenaturales a lo ‘Scooby Doo’ y las cuitas amorosas de los shojos estudiantiles clásicos.

Todo ello, hay que decirlo, con el extraordinario dibujo de Karl Kerschl, que consigue amalgamar estilos y ofrecernos un dibujo fresco y actual, con deudas manga pero nunca obvias. A eso hay que añadirle los puntuales guiños al universo DC que mantienen el nexo de lo nuevo con lo clásico, como son las apariciones estelares de Batman o las referencias a Arkham.

En este primer tomo a la trama le cuesta arrancar, quizá porque los guionistas no se deciden por dónde atacar: si presentar a los personajes, si insistir en el misterio que envuelve la academia, o en el del pasado de Olive. Es cuando la numeración sigue y los hechos van tomando cuerpo que la cosa se pone interesante.

No busquéis en ‘Academia Gotham’ más de lo que hay: es un excelente tebeo para adolescentes (y quiero decir, sobre todo, chicas), una alternativa fantástica para que dejen (por un momento) el manga, y se introduzcan en el universo DC, y desde ahí interesarse por otros títulos. Más allá de ello, encontraréis un cómic normalillo, eso sí, con un dibujo fantástico y un color delicioso. Y está bien que sea así, oiga. No todos los cómics de superhéroes han de ser para treintañeros que llevan veinte de continuidad a su espalda.

academia gotham por

Etiquetas

Josep Oliver @cisnenegro

Lector todoterreno, filólogo de vocación, actualmente profesor de Literatura en Secundaria. En esto del cómic he intentado tocar todos los palos: en el teórico, he escrito diversos artículos académicos; en el práctico soy coautor del cómic “El joven Lovecraft”, y como crítico y divulgador de cómic escribo en varias publicaciones. Mantengo el blog Cisne Negro desde hace más de diez años.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario