‘Vampirella de Pepe González vol.2’, festín para la vista

Claro quedó en la entrada previa que le dediqué al primer volumen de ‘Vampirella’ editado por Planeta en 2014 —cuando todavía era Planeta DeAgostini y no Planeta Cómic— que las historias de la heroína proveniente del planeta Drakulon nunca se caracterizaron por la inmensa calidad de sus guiones por más que, como pasa en las páginas de este segundo y muy esperado tomo, las firmaran nombres como Len Wein, Archie Goodwin o Roger McKenzie: quizás se podría excusar la muy correcta calidad de las mismas por el hecho de su breve extensión, aunque dicha excusa caería en saco roto si alguien en la sala afirmara que de la misma longitud eran las de ‘The Spirit’ y sólo hay que acudir a ellas para aprehenderse de la abismal diferencia de nivel. Sea como fuere, y visto en retrospectiva, no creo que el interés de Warren fuera atrapar a los lectores por lo intrincado de las andanzas de su voluptuosa protagonista, sino por lo atrevido de la componente visual de las mismas. Y, claro, cuando Vampi caía en las manos de Pepe González, el festín para los ojos estaba más que garantizado.

Como apunta Antoni Guiral en su elocuente prólogo a la lectura, y como ya dije en su momento que dejó bien claro Carlos Giménez en los ocho volúmenes de ‘Pepe’, la laxitud de Pepe González al dibujar y el desinterés que mostraba en una profesión que para él no era más que una forma como otra cualquiera de llevar un plato de comida a la mesa, trascendía en la irregularidad con la que el español se aproximaba a una serie que dejaba de dibujar durante varios números sin que nadie pudiera explicar por qué.

Pero, más allá de lo anecdótico de este hecho, lo que queda claro asomándose a las planchas aquí reproducidas es que, cuando se ponía a ello, cuando dejaba de lado otras ocupaciones y centraba su atención en el tablero, no había igual que le pudiera retar: con su característico estilo, tan pronto minucioso como anárquico, pero siempre preso de una inmensa elegancia, González ilustraba las viñetas de ‘Vampirella’ de una forma tan sublime que, llegado el momento, esas historias que antes decía que no eran más que un mero acompañamiento, quedan relegadas a un minúsculo segundo plano, devorando nuestra mirada con fruición hasta el último detalle de un arte que, seamos francos, no ha conocido igual ni en el viejo mundo, ni al otro lado del océano. Encontrarse con estas páginas, más de cuarenta años después de su creación, contemplar su vigencia, lo insuperable —dentro y fuera de la serie— de lo concretado por González y dar cuenta una y otra vez de la espectacularidad de su arte es la mejor confirmación posible de que, al hablar de José González, lo estamos haciendo de una LEYENDA del tebeo español. Punto.

Vampirella de Pepe González vol.2

  • Autores: Pepe González & VVAA
  • Editorial: Planeta Cómic
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 312 páginas
  • Precio: 33,25 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector apasionado. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de adopción. Treintañero para cuarentón. ¡Ah! y escritor compulsivo tanto aquí como en Blog de cine.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario