‘Top 10: The Forty-Niners + Smax’, still on duty


Recuerdo cuando se anunció a bombo y platilla el sello fundado por Alan Moore, America´s Best Comics, una etiqueta que aparecería en un buen puñado de comics y que serviría al barbudo guionista para que diera rienda suelta a todo ese manantial de ideas que discurría por su cabeza. La idea era tener presencia mensual entre todas las novedades superheroicas y hacerle frente con propuestas que iban desde el pulp clásico hasta la ciencia ficción más aventurera pasando por el mundo de la magia. Algunos de los títulos aparecidos por entonces como “Tom Strong” o “Promethea” llegaron a calar entre los aficionados y la crítica, acaparando alabanzas de ambos bandos. Pero la cosa no se quedaba ahí, el día a día de un grupo de policías en una ciudad en la que todos sus habitantes tenían poderes también llegó muy alto por ser un producto perfectamente facturado desde su primera página.

Tan bien fue la cosa que hasta hubo tiempo para que aparecieran spin off y proyectos especiales con personajes conocidos o completamente nuevos. ECC Ediciones ya cuenta en su catálogo con un volumen donde se recoge la serie central y ahora nos llega este ‘Top 10: The Forty-Niners + Smax’ que reúne un par de relatos ambientados en este particular universo. En el primero de ellos, una novela gráfica, podremos disfrutar de una historia cuya acción transcurre en el año 1949, cuando la Segunda Guerra Mundial está dando sus últimos estertores. El protagonista, Steve Traynor (también conocido como Jetlad), ya no surca los cielos combatiendo aeroplanos enemigos, ahora tiene que buscarse nuevas formas de ganarse la vida. Si eso significa moverse hasta una nueva ciudad, Neopolis, y empezar desde cero junto a Leni Muller, una mujer alemana que luchó contra las tropas del Tercer Reich, así será. Todo este tinglado se monta con la sana intención de rendir un merecido homenaje a Steve Trevor y su relación con una princesa amazona que está de máxima actualidad. Moore se las gasta así.

Al igual que en la segunda parte del volumen, destinado a recuperar una miniserie en la que uno de los personajes más carismáticos de la colección se verá envuelto en una suerte de parodia de las historias de espada y brujería. Al final de la serie central pudimos ver como Smax debía volver a su lugar natal para asistir al entierro de su tío. Para dicho viaje contará con su compañera Toybox, con la que se adentrará en un bosque habitado por múltiples personajes de cuentos populares. Nadie debe equivocarse, la simpática apariencia de esos dibujos animados servirá para que Moore se pare en temas tan espinosos como son el maltrato infantil, el parricidio o la violación. El de Northampton juega con un montón de conceptos que le servirán para desplegar su particular sentido del humor utilizando continuos homenajes que van desde Los Autos Locos hasta John Carter pasando por El Hombre Enmascarado, Soylent Green o Toy Story. Todo ello magníficamente ilustrado por Gene Ha y Zander Cannon, dos habituales de Moore que aquí, como siempre, realizan un esplendido trabajo. Esperemos que ECC Ediciones ponga la guinda al pastel trayendo de vuelta una última miniserie (Más Allá del Último Distrito) y alguna historia suelta, la obra bien lo merece.
[Grade — 9.00]

Top 10: The Forty-Niners + Smax

  • Autores: V.V.A.A.
  • Editorial: ECC Ediciones
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 256
  • Precio: 25,00 euros

Etiquetas

Mario de Olivera @fancueva

No sé si el médico que ayudó a mi madre a traerme al mundo me dio un cate en el culo o directamente me arrimó un Spiderman. Lo que sí tengo claro es que desde que tengo uso de razón siempre he tenido un tebeo entre las manos. Por el camino se fueron añadiendo más aficiones que me convierten en un devorador de series, películas y algún que otro libro. Jugador “devezencuandero” a lo que me pongan por delante, siempre y cuando medie el machacamiento de zombies o de ejércitos plagados de magos y orcos, intento estar siempre liado con cualquier actividad lúdico-frikoidal que haga mi existencia sevillana algo más agradable y entretenida. Oh yeah!

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario