‘Sex Criminals Vol. 5: Con el Cinco te la Hinco’, ¿qué más se puede añadir?

No vamos a hacer demasiados comentarios en referencia al título de esta quinta entrega de la serie firmada por Matt Fraction y Chip Zdarsky ya que los aficionados que no la conozcan podrían caer en un error imperdonable. Aunque también estamos en la obligación de decir que es uno de los mejores títulos que se han puesto en la portada de un comic en años, todo parece estar fríamente calculado para hacer que este ‘Sex Criminals Volumen 5: Con el Cinco te la Hinco’ suponga un punto de inflexión en el devenir de nuestros queridos Suzie y Jon. Lo hace, además, porque sabe aprovechar al máximo las posibilidades de unos personajes que deberán afrontar una ruptura tan sorpresiva para ellos como para el lector. A muchos les sonará las situaciones que se van a plantear en este volumen, ya saben, hay que seguir hacia delante con la vida, no mirar atrás y, por supuesto, caer todo lo bajo que se pueda con tal de quedar por encima del otro miembro. Nada nuevo bajo el sol.

La actual situación parece haber surgido de la evolución que la serie ha ido experimentando en los últimos números, una transformación que ha llevado a un thriller cómico cargado de ciencia ficción sexual hasta una obra en la que todo se ha difuminado considerablemente, predominando en esta penúltima entrega las reflexiones sobre la vida en pareja, quedando el sexo relegado a un segundo plano. Incluso la comicidad se ha visto alterada en pos de un tono algo más ácido, casi amargo, que le viene de perlas a esta recta final de la colección. Algo lógico si tenemos en cuenta que los personajes han ido creciendo a la misma vez que ella por lo que el desenfreno y la locura adolescente se va apaciguando paulatinamente para centrarse en las emociones y en las relaciones más cercanas y personales. No corren buenos tiempos para nuestros protagonistas ya que cada uno intenta llevar lo mejor que puede el no estar junto al otro. ¿En qué se traducen todos esos movimientos amorosos? Les remito a unas líneas más arriba: caída libre al abismo de la vergüenza.

Suzie se ha visto obligad a volver a vivir con su madre, una señora viuda que vive en un museo en compañía de su difunto esposo y que afronta la menopausia de la forma más sexual posible. Sumemos que su nueva pareja resulta ser un tipo más gris que un domingo lluvioso. Por su parte, Jon, comienza una nueva relación con una mujer por la que parece no sentir nada en absoluto, situación que se ve agravada si prestamos atención a los niveles de compromiso que se muestran entre ambos. Eso sí, que nadie vaya a echar en cara a Matt Fraction que nos ha entregado un volumen “de relleno”, para nada, las tramas llegan tal y como lo tenía planeado, con unos personajes perfectamente definidos y unos planteamientos perfectamente ubicados, la transición perfecta hacia lo que será el explosivo final de serie. La otra pieza indispensable de estos “Sex Criminals”, Chip Zdarsky, sigue realizando un trabajo sublime, un trazo tan sencillo como efectivo, huyendo de la espectacularidad innecesaria y centrándose en una narrativa de manual, haciendo que páginas de diálogos entre personas normales resulten una experiencia completamente dinámica. Solo nos queda saber cómo rematarán esta atípica historia de amor aunque, si nos guiamos por lo leído hasta el momento, todo hace presagiar que tendremos un final de fiesta de altos vuelos.

[Grade — 8.00]

Sex Criminals Vol.5: Con el Cinco te la Hinco

  • Autores: Matt Fraction y Chip Zdarsky
  • Editorial:Astiberri
  • Encuadernación:Cartoné
  • Páginas: 128 páginas
  • Precio: 16.00 euros

Etiquetas

Mario de Olivera @fancueva

No sé si el médico que ayudó a mi madre a traerme al mundo me dio un cate en el culo o directamente me arrimó un Spiderman. Lo que sí tengo claro es que desde que tengo uso de razón siempre he tenido un tebeo entre las manos. Por el camino se fueron añadiendo más aficiones que me convierten en un devorador de series, películas y algún que otro libro. Jugador “devezencuandero” a lo que me pongan por delante, siempre y cuando medie el machacamiento de zombies o de ejércitos plagados de magos y orcos, intento estar siempre liado con cualquier actividad lúdico-frikoidal que haga mi existencia sevillana algo más agradable y entretenida. Oh yeah!

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.