‘Marvel saga. El Castigador 2. En el principio’, de cine

castigador-2

Asentadas las bases sobre el futuro inmediato de la serie de manera más que efectiva en un primer volumen que si algo dejaba claro era que a Garth Ennis todavía le quedaba mucho por decir sobre Frank Castle aún contando con todo el recorrido que ya había efectuado con el personaje, este segundo volumen de Marvel Saga que Panini dedica al Castigador sirve como perfecto escaparate, primero, de las asombrosas habilidades del escritor irlandés para plantear una acción que agarra por las gónadas al lector y no lo suelta bajo ningún concepto y, segundo, de cómo trazar un relato estructurado en tres actos de la misma manera que una producción cinematográfica habitual y así dejar en ridículo a cualquiera de las tres intentonas que hemos tenido la desgracia de sufrir en los cines con Punisher como figura central.

Pero, es más, las cualidades que acercan a ‘En el principio’ al séptimo arte no quedan limitadas, ni mucho menos, a la espectacular tarea que Ennis enhebra, ya en la estructura de la acción, ya en unos diálogos que nos hubiera encantado encontrar, aunque sólo hubiese sido en parte, en boca de Dolph Lundgren, Thomas Jane o Ray Stevenson. No, dichas cualidades quedan potenciadas por dos factores que afectan de forma directa al trabajo de Lewis Larosa: de una parte, y como suele ser habitual a la hora de pensar en el personaje, Larosa no evita ocultar que su modelo a la hora de dibujar a Castle es el gran Clint, un actor que hace una década, a sus sesenta y tantos años, hubiera servido a la perfección como el antihéroe más violento del Universo Marvel; de la otra, Larosa plantea la casi totalidad de la acción mediante una estructura de página que pocas veces renuncia a la viñeta panorámica, reforzando en ese amago de 16:9 la voluntad fílmica de un tebeo que se consume con avidez extrema.

Huelga decir que la conjunción de ambos factores, guión y dibujo, se las apaña para que este reencuentro de Frank con Micro —uno de los secundarios de relevancia de la cabecera durante los años ochenta— se establezca como lo mejor que Garth Ennis había escrito hasta el momento de su publicación sobre el personaje, y la ajustada coreografía que las páginas muestran entre acción y “secuencias” de diálogos no es más que un apunte añadido para reforzar dicha impresión. Una que, atención, irá siendo superada de forma sistemática con cada nueva entrega de la serie y que alcanzará su paroxismo cuando Ennis vuelva de nuevo su mirada hacia Vietnam. Pero para eso todavía queda; mientras tanto, disfrutemos como es debido de un volumen que vale su peso en balas del 45.

Marvel saga. El Castigador 2. En el principio

  • Autores: Garth Ennis & Lewis LaRosa
  • Editorial: Panini
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 152 páginas
  • Precio: 14,25 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.