‘Las Torres de Bois-Mauri Volumen 1’, vuelve un grande


Los aficionados al buen comic podemos darnos con un canto en los dientes gracias al momento que vivimos actualmente en cuanto a novedades “aviñetadas” se refiere. Las editoriales no hacen otra cosa más que engordar sus catálogos con títulos de calidad incuestionable. Poco o nada importa si se trata de comic americano, DC, Marvel, Image o Dark Horse, Manga o Europeo. Este último grupo, el que históricamente ha sido siempre el más temido por los aficionados, crece a muy buena velocidad, los lectores parece que le han perdido el miedo y se acercan sin parar a las series “Made in Europe”. Ya fuera por temática, duración, precio o complejidad de argumentos, la razón importaba poco, el caso es que pocos eran los que pasaban por caja para hacerse con volúmenes facturados en el viejo continente. Estos “prejuicios” van desapareciendo poco a poco gracias, sobre todo, al buen hacer de las editoriales que han dejado de lado ese mencionado temor a la hora de programar sus planes de novedades.

Norma, Yermo, Panini o Planeta Comic, todas han decidido incluir referencias de la BD en sus catálogos, algo que lo único que hace es aportar mayor diversidad de géneros y ensanchar el espectro de compradores potenciales. Ha sido precisamente Planeta la que se ha “atrevido” con una serie clásica, un título que le sonará a todos los aficionados y que ahora se recupera en el formato de moda. ‘Las Torres de Bois-Mauri Integral 1’ firmado por Hermann Huppen supone unos de los máximos exponentes del eurocomic y todo un regalo para aquel que no haya podido disfrutar de esta historia debido a la indisponibilidad de la obra. El autor belga está considerado como uno de los autores más prestigiosos de la BD, incluso vivió las consecuencias de la Segunda Guerra Mundial directamente en su piel, algo que terminó llevándolo a trabajar junto al escritor Greg en su estudio. Datos que habría que tener en cuenta a la hora de valorar a este superviviente, pequeños capítulos reales que no hacen más que engrandecer su figura.

Esta primera entrega contiene los tres álbumes que dan el pistoletazo de salida a la serie, una narración que se desarrolla durante los siglos X y XI, componiendo un retrato bastante realista de lo que es la Edad Media, se nota que Hermann se documentó exhaustivamente a la hora de escribir los guiones. El peso de la acción recae sobre el personaje Armand de Bois-Mauri, aunque no podemos pasar por alto a otros personajes como Sir Aymar, un noble errante que reclamará su hogar, o Germán, un escultor que sufrirá el juicio de Dios o la campesina Babette, protagonista de las primeras páginas del volumen. Una trama coral que desarrolla un argumento que va creciendo en intensidad e interés a cada página que pasamos, donde se nos muestran aquellos días tal y como eran, con toda su crudeza y violencia: campesinos, villanos, señores feudales, supersticiones, oscuros movimientos de poder… El tiempo le ha sentado de maravilla a “Las Torres de Bois-Mauri” y esta ocasión es inmejorable para poder leer uno de los pilares fundamentales del comic europeo gracias a la nueva edición que Planeta ha puesto en circulación. Esperemos que la cosa funcione y podamos ver más títulos de este corte ya que aún hay muchos que permanecen en el limbo de los tebeos a rescatar.
[Grade — 8.50]

Las Torres de Bois-Mauri Volumen 1

  • Autores: Hermann Huppen
  • Editorial: Planeta Comic
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 144
  • Precio: 25,00 euros

Etiquetas

Mario de Olivera @fancueva

No sé si el médico que ayudó a mi madre a traerme al mundo me dio un cate en el culo o directamente me arrimó un Spiderman. Lo que sí tengo claro es que desde que tengo uso de razón siempre he tenido un tebeo entre las manos. Por el camino se fueron añadiendo más aficiones que me convierten en un devorador de series, películas y algún que otro libro. Jugador “devezencuandero” a lo que me pongan por delante, siempre y cuando medie el machacamiento de zombies o de ejércitos plagados de magos y orcos, intento estar siempre liado con cualquier actividad lúdico-frikoidal que haga mi existencia sevillana algo más agradable y entretenida. Oh yeah!

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario