‘Jupiter’s Legacy 2’, el “Imperio contraataca” de Mark Millar

Como fiel seguidor y hasta “fan letal” de Mark Millar y su Millarworld, nada podía haberme alegrado más que la compra por parte de Netflix de todo el universo que el guionista escocés lleva construyendo con tesón desde que, allá por 2003, viera la luz el primer número de ‘Wanted’, inadvertida piedra fundacional de un cosmos que ya abarca casi una veintena de cabeceras y que, de la mano del gigante de VOD, deseamos ver convertido en un proyecto cohesivo a la manera de la Marvel cinematográfica, con series y películas que trasladen las ideas de Millar a imagen real o animada —esperemos que con la misma fortuna que siempre ha caracterizado a los cómics originales—.

Mientras eso sucede o no —todavía no se sabe a ciencia cierta cuál va a ser el arranque del Millarworld de manos de Netflix—, y después de varios meses esperando su publicación —¿algún alma caritativa sabría explicar por qué Panini nunca cumple con sus fechas de publicación iniciales en lo que al universo Millar se refiere?—, ya podemos departir sobre la segunda y muy esperada parte, o temporada, de ‘Jupiter’s Legacy’, quizás el más ambicioso de cuántos títulos conforman el cosmos que el escocés ha puesto en papel y, sin duda, el que mayores connotaciones épicas ha logrado atesorar gracias, en gran parte, al INSUPERABLE trabajo de Frank Quitely.

A sabiendas de que la épica y las tonalidades “bigger-than-life” son parte inherente de todos y cada uno de los títulos que hasta ahora han visto la luz bajo la insignia del Millarworld —en unos adquiere mayor preeminencia, en otros su intensidad es algo menor—, que afirmemos que es en cualquiera de las dos entregas de ‘Jupoter’s Legacy’ donde dicha propiedad alcanza sus mayores y mejores cotas es una afirmación que, por sí sola, ya bastaría para colocar a esta saga de superhéroes en lo más alto de una producción que, sin exagerar, sólo una vez —con ‘American Jesus’— se ha quedado por debajo de lo sobresaliente.

Continuando la acción allí donde se quedó en el primer volumen —un primer volumen que revisamos por aquí hace un par de años—, Millar utiliza a tres de los muchos héroes que introdujo entonces, como catalizadores para revertir el pervertido cambio que se producía cuando un grupo de ellos decidía que ya era hora de controlar la Tierra y moldearla a su antojo. Lo que ya se intuía como una crítica nada velada a los poderes fácticos, esos que controlan nuestras vidas sin que podamos hacer nada para evitarlo, se enriquece en estas páginas con lecturas secundarias acerca de la necesariedad de la acción del individuo como agente del cambio.

Dicho mensaje se une a otro, el de hacer el bien común y ser útiles a los demás, y hace de ‘Jupiter’s Legacy’ acaso la serie del Millarworld en la que ficción y fantasía más se dan la mano con ese mensaje cargado de crítica socio-política que tanto caracterizó en su momento a sus intervenciones en ‘Authority’, sus dos volúmenes de ‘Ultimates’ o su celebrada ‘Civil War’ marvelita. Que así sea, y esa carga se de la mano con un cómic en el que no paran de sucederse enfrentamientos brutales entre gente con superpoderes, habla con contundencia de la grandeza inherente a un título que, ya lo apuntábamos con su predecesor, no habría sido lo mismo sin Quitely a los lápices, y sólo hay que atender a la modesta personalidad gráfica de ‘Jupiter’s Circle’, el spin-off de ‘Legacy’ para aprehenderse de la diferencia.

El británico, que será todo lo proverbialmente lento que queramos, pero nunca defrauda, insiste en una narrativa marcada por lo efectista de la viñeta panorámica para reforzar, ya el talante cinematográfico del conjunto, ya la los momentos en que aquélla se rompe dando paso a recursos como el que vemos en la página de arriba. Unos recursos que siguen afirmando con extrema elocuencia acerca de las asombrosas habilidades de Quitely a la hora de controlar el tiempo en viñetas —algo que llevó a sus máximas consecuencias con ‘We3’— y que, unido a la naturalidad gestual de sus personajes y a lo extremadamente cuidado de la ambientación de sus planchas conforma un todo superlativo que hace de este ‘Jupiter’s Legacy’ un producto aún mejor si cabe que su predecesor. Como se desprende del titular, una secuela que es a este rincón del Millaworld como el Episodio V a la totalidad de ‘Star Wars’. Así de claro.

Jupiter’s Legacy 2

  • Autores: Mark Millar & Frank Quitely
  • Editorial: Panini
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 136 páginas
  • Precio: 14,25 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.