‘Batman y el guante negro’, la segunda parte del puzzle de Grant Morrison

batman guante negroEl azar quiso que me interesara por la etapa de Grant Morrison al frente de ‘Batman’ casi ocho años después de su paso por la serie: lo que me atrajo lo heterodoxo de su propuesta (como casi todo lo que hace este guionista). Morrison no pretendía hacer una aportación más a la historia del Hombre Murciélago, y mucho menos dejar un legado que otros pudieran obviar o simplemente eliminar de futuras sagas. Morrison pretendía algo titánico para una serie con un personaje que tiene 75 años de andadura: aúnar en un único canon todas sus aventuras. No era moco de pavo el asunto.

Así que me dispuse a leer dicha etapa de Morrison, pero, ¡ah, fortuna! Empecé por el final, leyendo ‘Batman RIP’, y claro, mi comprensión de la trama global dejó mucho que desear. ECC está reeditando los tomos del Batman de Morrison, pero no lo está haciendo precisamente por orden. Es cierto que el material no es nuevo y ha sido ya publicado en español (la edición anterior era de Planeta), pero eso no quita que se podría haber seguido el orden de lectura para su publicación, o que al menos ese orden se mencionara en algún sitio de las cubiertas del tomo.

Pero vamos a por ‘Batman y el guante negro’. Inmersos en el misterio de la organización Guante Negro, que se resolverá en el siguiente tomo ‘Batman RIP’, los lectores nos encontramos en este tomo con dos partes diferenciadas.

guante negro williamsLa primera, y sin duda la más brillante, la que por sí misma justifica la compra de este tomo, es la que empieza con el capítulo ‘La isla del señor Mayhew’. Dibujada soberbiamente por JH Williams III (‘Promethea’, ‘Batwoman’, ‘Sandman: Obertura’), estos primeros tres episodios son una maravilla. Tanto narrativamente, como gráficamente. Si conocéis la obra de este dibujante ya lo sabréis: espectaculares composiciones de página y un dominio del dibujo y de la anatomía perfectos. A eso hay que añadir el que Williams rinda homenaje a otros dibujantes en el estilo de cada personaje del Club de Héroes: y así, Williams mimetiza en ellos los rasgos del dibujo de autores como Steve Rude, Chaykin, Gibbons, Alan Davis…

Esta primera parte no es tan sólo original por esto, sino porque se estructura como una vieja novela policíaca al estilo de Agatha Christie. ‘La isla del señor Mayhew’ es un whoddunit a la vieja usanza: en una remota isla del Caribe, Batman se reúne con sus camaradas del Club de Héroes para ver como van muriendo uno tras otro víctimas de un misterioso asesino que pondrá a prueba las capacidades del Mejor Detective del Mundo.

La segunda parte del tomo, que enlazará con el mencionado ‘Batman RIP’ tanto en argumento como en dibujo, es la saga ‘Medicina espacial’ y varios episodios más dibujados por Tony S. Daniel, un émulo en toda regla del Jim Lee en su época dorada. Batman tendrá que enfrentarse aquí a un Hombre Murciélago entrenado por la policía para el supuesto en que el verdadero muriese, a la vez que intenta hacer funcionar su nuevo romance con la filántropa Jezebel Jet. Todo ello mientras intenta averiguar cuáles son las maquinaciones de esa extraña organización llamada el Guante Negro.

Aunque puede leerse de forma independiente, este tomo tiene sentido en el contexto de la aportación de Morrison: con el tomo anterior ‘Batman e hijo’ como lectura anterior y ‘Batman RIP’ como posterior. Una lectura interesante, con el magno propósito de Morrison flotando por detrás y dotando de coherencia toda esa etapa.

Batman y el Guante Negro

  • Autores: Grant Morrison, J.H. Williams III y VVAA
  • Editorial: ECC
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 176 páginas
  • Precio: 17,95 euros

Etiquetas

Josep Oliver @cisnenegro

Lector todoterreno, filólogo de vocación, actualmente profesor de Literatura en Secundaria. En esto del cómic he intentado tocar todos los palos: en el teórico, he escrito diversos artículos académicos; en el práctico soy coautor del cómic “El joven Lovecraft”, y como crítico y divulgador de cómic escribo en varias publicaciones. Mantengo el blog Cisne Negro desde hace más de diez años.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario