Puedo escuchar el mar [Especial Studio Ghibli]

Tras un pequeño descanso navideño retomamos nuestro especial sobre el Studio Ghibli con ‘Puedo escuchar el mar’ (Umi ga Kikoeru, 1993), un especial de televisión basado en la novela homónima de Himuro Saeko (por aquel entonces una de las escritoras más populares entre el público femenino), que destaca por ser la primera película del estudio dirigida por alguien al margen de Hayao Miyazaki e Isao Takahata. Esta enorme responsabilidad recayó sobre Tomomi Mochizuki, un joven director de tan solo 35 años que ya se había labrado bastante renombre por su trabajo al frente de las películas de ‘Kimagure Orange Road’ y ‘Maison Ikkoku’.

Taku Morisaki, un estudiante de una universidad de Tokio, viaja hasta su ciudad natal para celebrar una reunión de antiguos alumnos. En el avión, Morisaki empieza a recordar sus días de instituto junto a su mejor amigo, Yucata Matsuno, y la chica que lo cambió todo entre ellos, Rikako Muto. Muto, era guapa, deportista y una estudiante extraordinaria, pero no lograba adaptarse a su nueva vida en el pueblo tras mudarse desde Tokio a causa del divorcio de sus padres. Para Matsuno, un joven tímido aunque aplicado, fue amor a primera vista pero, ¿qué es lo que siente Morisaki al respecto?

«El amor y las dudas de los 17 años teñidos con la calma que da el paso del tiempo.» Con esta acertada frase se describía la película así misma en su trailer original, definiendo con exactitud el tono de una historia cuyo mayor mérito es ofrecernos una visión realista e interesante de los romances escolares sin necesidad de recurrir a ninguno de los trucos y artificios de los que habitualmente se sirve el género.

[seguir leyendo]

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar