‘Spriggan 4’, dos arcos y medio a todo gas

Punto intermedio de la colección, este cuarto volumen de ‘Spriggan‘ es perfecto ejemplo de lo que la serie cuaja en términos de historia. Para empezar, tenemos un arco llamado ‘La torre de la ignorancia‘ que incide de nuevo en modernizar conceptos bíblicos y seguir jugando un poco a lo mismo que Indiana Jones, con Yo Ominae y otro spriggan llamado Oboro teniendo que hacer frente a la terrible amenaza de un chiflado que pretende convocar al demonio para el que fue construida la antítesis de la Torre de Babel, la Torre de Babel inversa, un concepto que es una pasada como casi todos los que maneja Hiroshi Takashige en la cabecera y que, eso sí, que nadie se sorprenda, sirve de telón de fondo para que los acontecimientos discurran por los derroteros que cabría esperar en un shonen, esto es, un malo más poderoso que cualquiera de los que ha aparecido hasta el momento, combates más burros que los que hemos visto hasta ahora, y nuestro protagonista sufriendo lo suyo antes de declararse vencedor de la aventura.

Más o menos por los mismos senderos transita ‘La leyenda de los hombres bestia’, arco en el que el foco se traslada de Ominae a Jean Jacquemonde mientras se nos revela que el spriggan rubiales pertenece a una raza de armas biológicas producidas por una civilización extinta de la remota antigüedad y conocida como licántropos. Vamos, una vuelta de tuerca a los hombres lobo de siempre que demuestra, de nuevo, la inventiva del guionista para tomar conceptos arquetípicos y darles una nueva vida. Eso mismo es observable en el medio arranque de arco que completa el tomo y en el que un ordenador a lo HAL 9000 de ‘2001. Una odisea en el espacio’ es contaminado por un virus milenario y se propone acabar con la humanidad…siempre y cuando Yu Ominae y ARCAM no se lo impidan, claro.

Cada uno de estos dos relatos y medio que nos presenta Panini en esta cuarta entrega discurre a la velocidad del rayo y son, insistimos, perfecto ejemplo de por qué decíamos, en la anterior reseña de la cabecera, que ‘Spriggan’ es un shonen modélico. Una afirmación a la que habría que añadirle el que, dentro de todos los mangas para adolescentes que nos hemos leído a lo largo de las últimas tres décadas, y teniendo como máximo exponente de los mismos a la inconmensurable ‘Dragonball‘, quizás, sólo quizás, cabría colocar a ‘Spriggan’ en segundo puesto por su capacidad para ofrecernos tanto concepto «molón» y una acción que, de mano de Ryouji Minagawa, queda tan bien expuesta. Pero no me adelanto, hablaremos del dibujante a placer en la próxima reseña. Continuará…

Spriggan 4

  • Autores: Hiroshi Takashige y Ryouji Minagawa
  • Editorial: Panini
  • Encuadernación: Rústica con sobrecubiertas
  • Páginas: 312 páginas
  • Precio: 14,95 euros
Oferta
Spriggan 4
  • Hiroshi Takashige, Ryōji Minagawa (Author)

Artículos destacados

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar