‘Jimmy Olsen – El Amigo de Superman: ¿Quién Mató a Jimmy Olsen?’, deliciosa locura

¿Les parece divertida la portada que adorna este volumen? Pues ya pueden ir quitándose la idea de la cabeza de que estamos ante un tebeo fácil. ¡Ojo! sí, gracioso hasta decir basta, pero el estilo agradable y jocoso de Steve Lieber puede que nos haga pensar que este ‘Jimmy Olsen – El Amigo de Superman: ¿Quién Mató a Jimmy Olsen?’ es otra cosa, algo trivial y sin profundidad, y es aquí donde caemos en el error. Hay que tener en cuenta que el guionista de esta marcianada (dicho en el mejor de los sentidos) no es otro que Matt Fraction, uno de los guionistas más interesante de los últimos años y que en este trabajo parece haber contado con la máxima libertad creativa que se le puede otorgar a un autor hoy en día. Esto nos va a dejar una maxiserie absolutamente delirante, un relato que va a dar al eterno secundario del Universo Superman el protagonismo que se merecía desde hacía tiempo. El joven fotógrafo del Daily Planet se va a ver envuelto en una trama de misterio de corte clásico, con los elementos habituales de este género, pero que además va a conjugar y reformular todo lo que conocemos sobre el personaje desde que apareciera hace tiempo en las páginas del Hombre de Acero. Y claro está, Fraction no nos iba a entregar algo fácil por lo que empezará a jugar con los distintos tiempos narrativos que tiene a mano para dejar al lector absolutamente descolocado.

A la pregunta que se muestra en el título de la obra (¿Quién Mató a Jimmy Olsen?) habría que añadir otra que puede resultar bastante más amplia y genérica: ¿Quién es Jimmy Olsen? En esas se ve Fraction a la hora de pergeñar el guión de la serie, hacer uso de todo lo que es (y ha sido) el personaje, combinarlo con el elenco de nombres habituales de su entorno e intentar resolver un asesinato que ni siquiera se ha producido: el suyo propio. ¿A que ahora no piensan que estaba exagerando? No estamos ante una historia básica, ni de planteamiento ni de desarrollo, ya que al continuo uso de elementos y situaciones surrealistas hay que añadir la narración tan original con la que Fraction nos cuenta la historia. Una mezcla que resulta ser tan ambiciosa como delirante y desternillante, produciendo en el lector sensaciones encontradas, siempre positivas, pero sin saber en muchos momentos si reír o echarse las manos a la cabeza. Nos obliga a estar pendientes de todos y cada uno de los detalles que nos va mostrando, da igual cuando tenga lugar, van a tener su peso específico dentro de la trama general. Se ve que el guionista de Illinois se ha documentado a base de bien ya que va a introducir elementos que escapan al conocimiento del lector medio solo con el fin de añadir surrealismo al guión, un tono que se puede apreciar desde la primera página del volumen. 

Fraction nos propone un viaje bastante loco y frenético en el que nos vamos a perder en más de una ocasión pero que él mismo nos invita a seguir adelante, asegurándonos que, al final del camino, todo tendrá (más o menos) sentido. Una lectura que termina convirtiéndose en un extraño crisol formado por cientos de piezas que dan como resultado toda una vida, un resumen definitivo de un personaje como es Jimmy Olsen del que desconocíamos hasta el momento que tuviera un pasado tan rico. Era necesario (y casi obligatorio) que se dispusiera de un dibujante capaz de seguirle el ritmo al guionista, que tuviera la habilidad suficiente como para poder plasmar en las páginas todas y cada una de las locuras que tuviera en mente Fraction. El elegido fue el mencionado Lieber, recordado por su trabajo en la también divertidísima “The Fix”, y que aquí se nos muestra como un ilustrador todoterreno, atreviéndose con todo lo que el guión le exige. Su estilo agradable y de trazo fino consigue transmitir a la perfección ese aire de comedia que tan bien sienta en los comics de superhéroes, sobre todo en aquellos en los que el protagonista principal no es uno de ellos. Tan meticuloso como el guión de Fraction, la ingente cantidad de homenajes que se marca el bueno de Steve es para llevarse sus buenas horas observándolos y disfrutándolos de lo lindo. Volvemos a decirlo, no se dejen engañar por la portada, estamos ante uno de los tebeos más grandes que han aparecido en los últimos años, tan atrevido que casi podemos decir que ha creado un género en sí mismo. Gigantesco. 

Jimmy Olsen – El Amigo de Superman: ¿Quién Mató a Jimmy Olsen?

  • Autores: Matt Fraction y Steve Lieber
  • Editorial: ECC Ediciones
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 320 páginas
  • Precio: 33.00 euros

Oferta

Artículos destacados

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar