‘Black Hammer: Calles de Spiral’, la calma antes de la (sombría) tempestad

La repercusión y proyección que ha terminado teniendo una de las creaciones más celebradas del autor Jeff Lemire (siendo quien es, es algo a tener muy en cuenta) está superando las expectativas más positivas que se pudieran imaginar en el pasado. Ya no solo por la calidad del producto en sí, sino por la inmensa cantidad de proyectos y series paralelas a la principal que han ido surgiendo de la cabeza del canadiense. “Black Hammer” empezó como el típico relato homenaje del guionista a aquellos tebeos que leía cuando era niño, aventuras protagonizadas por personajes que “recordaban” sobremanera a algunos de los héroes más famosos de las grandes compañías. Pero, y aquí es donde todo el mundo ha quedado sorprendido hasta decir basta, ha ido mutando hacia un universo propio, donde siguen habiendo referencias a series clásicas y míticas, pero que posee su propia identidad, construyendo página a página una mitología única que embelesa al lector con cada nueva entrega.

El enésimo volumen que nos trae Astiberri es este ‘Black Hammer: Calles de Spiral’, un tomo que quizás algún seguidor pueda catalogar como “menor” por su contenido (cuatro números autoconclusivos que van desde el regalado en el “Free Comic Book Day” hasta “La Enciclopedia de Black Hammer”, un homenaje a aquellas fichas que aparecieron a lo largo de los ochenta y que aportaban cierto trasfondo a una ingente cantidad de personajes). ¡Cuidado! “Menor” no significa malo o carente de interés pero sí que es verdad que la trama principal no va a poder ser desarrollada como en anteriores volúmenes. Y eso que, por muy pequeñas que sean estas píldoras y la poca conexión que hay entre ellas, la calidad sigue siendo bastante elevada y supera al producto medio que podamos encontrar en las estanterías. Lemire se permite incluso “invitar” a algunos colegas de profesión (Ray Fawkes y Tate Brombal) para que aporten su propia visión de la serie y vaya si lo hacen bien.

El volumen se abre con “Almanaque Gigante”, el primer anual de la serie y en el que podremos seguir al Coronel Weird, el Adam Strange blackhammerizado que tendrá que viajar por la Para-Zona a través del tiempo. Un relato con brillos de la Golden Age y en el que no faltan carreras de coches, combates de boxeo o momentos de terror a lo “House of Mystery”. Le sigue una joyita que estuvo nominada al premio Eisner, “Cthu-Louise”, una historia que tocará un tema tan delicado como es el bullying en las escuelas, eso sí, siempre desde el prisma único que ofrece un Lemire en estado de gracia. Se cierra el tomo con la mencionada Enciclopedia de fichas y unas páginas en las que Madame Libélula presenta a nuevos personajes, nombres sacados del pasado que tendrán su repercusión y cuota de viñeta en futuros proyectos. Y presten atención al listado de ilustradores que se dejan ver por aquí: Tyler Crook, Brian Hurtt, Matt Kindt, David Rubín, Rich Tommaso, Wilfredo Torres, Christian Ward, Tonci Zonjic, Michael Allred, Dustin Nguyen o Nate Powell entre otros. Un entretenimiento notable hasta que nos llegue la segunda parte de “La Edad Sombría”. ¿Palabras mayores? Ni lo duden.

[Grade — 8.00]

Black Hammer: Calles de Spiral

  • Autores: V.V.A.A.
  • Editorial: Astiberri
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 128 páginas
  • Precio: 16.00 euros

Artículos destacados

Deja un comentario

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar