Shadows over Filmland, aventuras de cine para El Rastro de Cthulhu

Shadows over Filmland, suplemento para El Rastro de Cthulhu

Pelgrane Press ha puesto a la venta para reservar ‘Shadows over Filmland‘, un nuevo suplemento para ‘El Rastro de Cthulhu‘ con aventuras ambientadas en el espíritu del Hollywood de los años 30, acompañadas de gran cantidad de recursos para darle a tus campañas un toque de cine clásico de terror.

Aullidos al otro lado de las colinas, jorobados en busca de trozos de cadáveres, extraños artilugios en laboratorios cubiertos de telarañas, ocultos en sótanos de antiguas mansiones largamente olvidadas. El manual ofrece una docena de escenarios:

* Burla a la muerte con el ‘Dr. Grave Dust’
* Enfréntante al señor de la noche en ‘Sueños de Drácula’
* Persigue a la bestia en ‘Bajo la luna del licántropo’
* Atrévete a cruzar el umbral de ‘El Castillo Negro’
* Conoce el misterio asesino tras ‘El Hombre No Euclidiano’
* Escucha los susurros de Nyarlathotep en ‘La noche en que morí’
* Camina tras los pasos de zombis para encontrar ‘El Bokor Blanco’
* Libera la maldición de una momia, que trae ‘La Muerte a través del Nilo’
* Explora la prehistórica jungla de ‘El Simio Verde’
* Penetra en el oscuro corazón de África para conocer a ‘El Señor de la Jungla’
* Huye de enemigos antiguos y nuevos en ‘La Reserva’
* Completa tu tour de amenazas de cine aventurándote en el pozo más oscuro de la locura, la propia Hollywood, en ‘La Última Bobina’

Ilustracion de El Simio Verde, una de las aventuras de Shadows over Filmland

Si bien es una forma curiosa de ambientar aventuras, mezclar hombres lobo con esbirros de Nyarlathotep quizás pueda salirse un poco del espíritu de Los Mitos. Habrá que echarle un vistazo, puede ser un toque de frescura.

Son 196 páginas, el pack en tapa dura más PDF sale por 39.95 dólares, por ahora en pre-reserva.

Vía | Simon J. Rogers
Más información | Indie Press Revolution
En ZonaFandom | El Rastro de Cthulhu y otros juegos Gumshoe

Etiquetas

Alkar @bidorto

Vivo en las afueras de Málaga. El tiempo que me deja libre mi trabajo como analista acústico me gusta dedicarlo a la subcultura. No recuerdo cuando empecé a leer cómics pero por casa, en Jerez, siempre hubo tomos de Asterix y grapas de Mortadelo. Lo que realmente me abrió a la cultura alternativa fue una partida de Star Wars d6. Al poco estaba en la reunión inaugural del Club Dragom, en Jerez. Gracias a este grupo montamos varias jornadas y pude probar de todo: MERP, Rolemaster, Ragnarok, Runequest, AD&D, La Llamada de Cthulhu, Cyberpunk, Vampiro, Lobo, Mago, Fanhunter, Shadowrun, Mutantes en la sombra, Magic, Battletech, Mechwarrior, Warhammer… hasta ¡Niños!, El Juego de Rol de los Niños de Goma. En esa época me volví irremediablemente Tolkiendili, y adicto a la literatura épica y fantástica. Poco antes de mudarme a Málaga me presentaron a Pratchett, y comenzó la caza de ejemplares descatalogados en ferias de ocasión. Increíblemente, encontré a una malagueña que, sin ser rolera, comparte muchos de mis gustos y hace chistes sobre la Patrulla X. Aceptó casarse conmigo, aunque no me dejó cortar la tarta con Nársil. “Mola, pero es un muy grande. Quizás un sable de luz…”

Compartir este Artículo en