Philip José Farmer nos ha dejado

Philip Jose Farmer El autor de novela de ciencia ficción Philip José Farmer nos dejó ayer, plácidamente, tras 91 años de incansable producción fantástica.

Hablamos hace unos meses de su obra cumbre, la saga de ‘El Mundo del Río‘, del que soy gran admirador. Estuvo nominado siete veces a los premios Hugo, obteniendo tres: Nuevo talento más prometedor en 1953, Mejor novela en 1968 por ‘Jinetes del salario púrpura’, y Mejor novela en 1972 por la primera entrega de El Mundo del Río: ‘A Vuestros Cuerpos Dispersos’. También fue nominado en dos ocasiones en los Nébula, y fue nombrado Gran Maestro de la Ciencia Ficción en 2001.

Una buena forma de homenajearlo sería jugar una partidita a la adaptación que se hizo de El Mundo del Río para GURPS… A Farmer le encantaba la idea de que directores de juego crearan sus propias historias ambientadas en su universo, y que una partida empiece con «Estás muerto, ¿y ahora que haces?».

Sólo espero que el wathan de Farmer esté bien cargado de información, y a la espera de ser replicado a la orilla de un largo río.

Vía | Steve Jackson
Sitio oficial | Philip José Farmer
En ZonaFandom | El Mundo del Río I, El Mundo del Río II

Etiquetas

Alkar @bidorto

Vivo en las afueras de Málaga. El tiempo que me deja libre mi trabajo como analista acústico me gusta dedicarlo a la subcultura. No recuerdo cuando empecé a leer cómics pero por casa, en Jerez, siempre hubo tomos de Asterix y grapas de Mortadelo. Lo que realmente me abrió a la cultura alternativa fue una partida de Star Wars d6. Al poco estaba en la reunión inaugural del Club Dragom, en Jerez. Gracias a este grupo montamos varias jornadas y pude probar de todo: MERP, Rolemaster, Ragnarok, Runequest, AD&D, La Llamada de Cthulhu, Cyberpunk, Vampiro, Lobo, Mago, Fanhunter, Shadowrun, Mutantes en la sombra, Magic, Battletech, Mechwarrior, Warhammer… hasta ¡Niños!, El Juego de Rol de los Niños de Goma. En esa época me volví irremediablemente Tolkiendili, y adicto a la literatura épica y fantástica. Poco antes de mudarme a Málaga me presentaron a Pratchett, y comenzó la caza de ejemplares descatalogados en ferias de ocasión. Increíblemente, encontré a una malagueña que, sin ser rolera, comparte muchos de mis gustos y hace chistes sobre la Patrulla X. Aceptó casarse conmigo, aunque no me dejó cortar la tarta con Nársil. “Mola, pero es un muy grande. Quizás un sable de luz…”

Compartir este Artículo en