La Frikada de la Semana: Sardanas frikis

Ve el video en el sitio original.

¿Quién ha dicho que la música folclórica es para los abuelitos del inserso? ¿Que no hay innovación? ¿Que siempre se repiten los mismos temas clásicos una y otra vez? Pues aquí van dos ejemplos de cómo los nuevos grupos de fans se integran en “coblas“, las agrupaciones que interpretan las sardanas, tradicional baile catalán, y discretamente hacen llegar su mensaje subcultural a las masas, podríamos decir quizás de forma casi subliminal. No hace falta mucho para reconocer el tema que tocan…

Se trata de la ‘Cobla Contemporània‘, y a continuación os dejo una actuación más larga, donde interpretan versiones sardanescas del tema de James Bond, la Marcha Imperial, la de Indiana Jones y la de Superman. Qué arte, y qué buen tino para combinar lo clásico con lo friki.

Ve el video en el sitio original.

Bonus: Al caracter friki de la actuación le añadimos un toque freak, al aparecer durante un momento Jordi González.

Vía | Maldito Friki
Más información | Cobla Contemporània

Etiquetas

Alkar @bidorto

Vivo en las afueras de Málaga. El tiempo que me deja libre mi trabajo como analista acústico me gusta dedicarlo a la subcultura. No recuerdo cuando empecé a leer cómics pero por casa, en Jerez, siempre hubo tomos de Asterix y grapas de Mortadelo. Lo que realmente me abrió a la cultura alternativa fue una partida de Star Wars d6. Al poco estaba en la reunión inaugural del Club Dragom, en Jerez. Gracias a este grupo montamos varias jornadas y pude probar de todo: MERP, Rolemaster, Ragnarok, Runequest, AD&D, La Llamada de Cthulhu, Cyberpunk, Vampiro, Lobo, Mago, Fanhunter, Shadowrun, Mutantes en la sombra, Magic, Battletech, Mechwarrior, Warhammer… hasta ¡Niños!, El Juego de Rol de los Niños de Goma. En esa época me volví irremediablemente Tolkiendili, y adicto a la literatura épica y fantástica. Poco antes de mudarme a Málaga me presentaron a Pratchett, y comenzó la caza de ejemplares descatalogados en ferias de ocasión. Increíblemente, encontré a una malagueña que, sin ser rolera, comparte muchos de mis gustos y hace chistes sobre la Patrulla X. Aceptó casarse conmigo, aunque no me dejó cortar la tarta con Nársil. “Mola, pero es un muy grande. Quizás un sable de luz…”

Compartir este Artículo en