Desmontando tópicos sobre los frikis

El tópico

“Hola, me llamo Roberto y me gustan los cómic, el manga, el anime y ese tipo de cosas”. ¿A quién no le ha sucedido que, tras pronunciar una frase similar a esta, sea objetivo de una o varias miradas que van desde la pura incomodidad al altivo desprecio, pasando por la lástima piadosa?

Es el estigma del friki. Algo que por desgracia nos acompaña aquí y en cualquier parte del mundo (no hay más que ver series como The Big Bang Theory o Densha Otoko para ver ejemplos del tratamiento que reciben los frikis en USA o Japón). Los frikis son gente rara, inadaptada y de la que es mejor mantenerse alejada, esta es una máxima aceptada por la gran mayoría del público, lo cual ha degenerado en chistes fáciles que rivalizan con las creencias de que los catalanes son unos agarrados, los andaluces unos vagos, los vascos unos brutos y chorradas similares.

Pues bien, yo soy friki, y me encanta que me digan “pero que friki que eres” o cosas por el estilo. Lo que no soporto es que me metan en un saco marcado con un estereotipo que, en la mayoría de los casos, no se cumple. Es una leyenda urbana. Claro, se me puede echar en cara que no puedo realizar esta afirmación porque no conozco a todos los frikis del país, pero es que la gente que desdeña a los frikis, tampoco.

Desde aquí me he propuesto a intentar desmontar algunos de los más afianzados mitos anclados a la piel del friki. Esos que se presuponen incluso antes de conocer a la persona en si, esos que no dependen para nada de una afición o gustos concretos, sino de un carácter forjado por otras experiencias. A ver si estáis de acuerdo conmigo.

Los frikis no tienen novia y son vírgenes

Falso. Hay frikis (más de lo que uno cree) que tienen novia y que dejamos la virginidad en el pasado. Aunque a algunas mentes les cueste aceptarlo, hay parejas frikis e incluso hay frikis cuya pareja no lo es en absoluto. Uno, al enamorarse, lo hace de la persona que quiere, no de su afición, la cual es cierto que viene en “el paquete” pero es algo que ocurre, y atención, en todas las parejas del mundo. El día que vea un estudio serio diciendo que los cómics o el manga generan un miedo atroz a las mujeres que impide conocerlas o que dejemos de gustarles, entonces empezaré a creer esta supuesta verdad.

Los frikis no tienen amigos, y si los tienen, son frikis

Falso. Esta tiene relación directa con la anterior. No voy a negar que uno está más a gusto hablando de un tema (en este caso los cómics y similares) con gente que comparte su afición por el mismo tema, pero todo el mundo sabe, o debería saber, que el mundo no gira alrededor de sus gustos y que hay más cosas de las que hablar, nos guste más o menos. Como antes, no se ha demostrado que los cómics produzcan tal nivel de timidez que impida a una persona ser mínimamente sociable.

Los frikis vistos por Forges

Los frikis son gordos, con gafas y con la cara llena de granos

Falso. Y para justificarme sólo diré dos cosas, que la genética produce una abrumadora variedad de facciones y complexiones en el género humano, y que en toda mi vida no he visto a friki alguno con la cara llena de granos, salvo en parodias en el cine y otros medios. Ah, el acné es una etapa por la que pasa el 90% del género masculino, el uso de gafas a estas alturas es algo que ni se debería mencionar y la obesidad la produce la ingesta masiva de alimentos, no el visionado masivo de anime.

Los frikis no practican ningún deporte

Falso. Aquí creo que debo justificar de alguna manera a los que creen en esta supuesta verdad, y es que creo que esta afirmación deriva de otra que asegura que los frikis odiamos el fútbol. Bueno, visto que vivir en España, te “obliga” a que guste el fútbol, hay que aclarar una cosa: hay gente que no soportamos el fútbol. Y no es que nos parezca un deporte aburrido, sino que no soportamos el circo montado alrededor de este deporte.
Muchos frikis practican (o practicábamos) algún tipo de actividad deportiva, incluido el fútbol, pero como le ocurre a mucha gente, en el momento que otras obligaciones irrumpen en nuestras vidas, nos vemos obligados a sacrificar nuestro tiempo en otros quehaceres. El deporte suele ser el primero en desaparecer de nuestras vidas.

Los frikis no saben vestirse

Falso. De nuevo, cuando vea un estudio que asegure científicamente que la lectura de cómic y/o manga provoca alteraciones en el sentido de la moda, entonces hablamos. Si uno está cómodo con la ropa que lleva, qué más se puede pedir.

The Big Bang Theory

Los frikis quieren dominar el mundo

Verdad a medias. Hay algo común a casi todos los frikis. Son gente culta, que le gusta estar informados y que ansían aumentar sus conocimientos siempre que pueden. Aparte son gente solidaria que ve las injusticias a kilómetros de distancia. Los frikis, por el mencionado amor a estar informados, saben que este planeta está podrido tanto física como mentalmente (si se me permite el símil humano) y muchos tienen la firme creencia de que, si ellos pudieran dominar el mundo, las cosas irían mejor para todos. Hombre, alguno habrá que ceda a sus instintos megalómanos y deseé destruir un país o dos, pero para eso está el autocontrol.

Hasta aquí es donde he podido llegar en la recopilación de los tópicos más afianzados sobre los frikis. De seguro que habrá alguno que se me ha escapado (en ese caso, comentadlo sin dudar ni un segundo), pero creo que la esencia de lo que quería denunciar ha quedado clara. Una persona es como es por si misma y sus experiencias personales, ninguna afición condiciona el modo de vida de alguien de una forma autoritaria, cerrándose al resto del mundo, a no ser que es alguien sufra de una predisposición (por la razón que sea) a aislarse de lo que le rodea.

Los tópicos son algo que debería quedar a un nivel anecdótico, sin trascender tanto que lleve a alguien a tener ideas equivocadas de otros. Hay que verlo de esta manera, los tópicos sobre las personas es la manera más rápida de formular prejuicios, esos mismos prejuicios que llevan a algunos a odiar a sus semejantes y causarles la mayor de las soledades, esa que los mismos tópicos aseguran que sufren los frikis.

Etiquetas

Roberto Pastor @Roberto_Pastor

Hijo de Dragon Ball, consumidor de manga y anime junto a otros instrumentos de diversión como el cine y los videojuegos. La treintena me ha traído más sensatez pero no menos diversión, o al menos eso es lo que quiero pensar. Geográficamente me sitúo en San Vicente del Raspeig (Alicante).

Compartir este Artículo en