‘Witchblade. Año 2, vol.2’, desde Egipto con rencor

Witchblade año 2 vol.2

La expresión top cow hace referencia en la lengua anglosajona a la vaca que da la leche de mejor calidad, aquella que merece todo tipo de mimos por parte de su cuidador. En el mundillo del cómic, Top Cow es un sello asociado a Image cuyas publicaciones, por lo general, suelen moverse por terreno religioso-apocalíptico y sus protagonistas femeninas son…tienen…bueno, dejémoslo en que encajan muy bien con el logo de la empresa.

Con un presente que dista bastante de lo que el sello editorial llegó a ofrecer en sus inicios, Top Cow se ha ido redimiendo con colecciones como ‘The Darkness‘, ‘Artifacts‘ o ‘Witchblade’ que han sabido tejer un universo muy bien cohesionado a base de historias de notable calidad.

A la chita callando, una serie como ‘Witchblade’, cuya premisa inicial consistía en ver cómo se las arreglaba una detective del departamento de Policía de Nueva York al convertirse en portadora de una armadura mística, ha sobrepasado ya los 150 números y, además, gracias al reciente Renacimiento de algunas colecciones, goza de muy buena salud. No estaríamos siendo justos, no obstante, si no señaláramos a los autores que revolucionaron y renovaron todo su universo con nuevos conceptos.

Witchblade interior

Ron Marz es uno de esos guionistas que ha demostrado su buen hacer tanto en Marvel (‘Silver Surfer’) como en DC (‘Green Lantern’) y una vez que fichó por Top Cow en 2004 se hizo imprescindible en el devenir de la editorial convirtiéndose en eso que llaman ahora “Arquitecto” de las sagas más importantes (‘First Born’, ‘Broken Trinity’).

Su compañero de correrías, el croata Stjepan Sejic, cuenta con un espectacular estilo en el que deja constancia de su maestría como artista/ilustrador digital. Juntos, forman un dúo que si nadie lo remedia en un futuro, habrá terminado facturando la etapa más larga al frente de la colección. Pero claro, todo tiene un final.

El número 150 USA supone el cierre de la colaboración de Marz y Sejic en ‘Witchblade’, una conclusión que se podrá leer en el siguiente volumen publicado por Norma, junto con el nuevo enfoque de Tim Seeley y Diego Bernard. Hasta entonces sólo resta disfrutar de una última saga en la que podremos leer cómo una antigua diosa babilónica, Tiamat, fue castigada y encerrada en la época en la que el Angelus y el Witchblade impartían justicia. Por una serie de circunstancias, Tiamat regresará al presente…sedienta de venganza, claro está.

Como broche casi final a una etapa que ha dado muy buenas historias, este volumen de ‘Witchblade’ funciona a las mil maravillas pero, al mismo tiempo, sumerge a los aficionados en un mar de incógnitas, a la espera de ver si los nuevos autores estarán a la altura de las circunstancias. Fácil no lo van a tener, pero ya sabemos quién tiene la mejor vaca del lugar.

FICHA TÉCNICA: Witchblade. Año 2, vol.2
  • Autores: Ron Marz y Stepan Sejic
  • Editorial: Norma
  • Encuadernación: Rústica
  • Páginas: 136
  • Precio: 14 euros
Witchblade año 2 review

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en