Unos cuantos cómics de terror para Halloween

Comics para Halloween

En este especial Halloween no podíamos dejar de lado el cómic, que desde casi el comienzo de su andadura ha cultivado el género del terror con mayor y menor fortuna y casi siempre con polémica de por medio.

En líneas generales, el éxito de determinadas series, el retorno con más fuerza de subgéneros que parecían olvidados (zombies) y, sobre todo, el pobre resultado del terror en el cine hollywoodiense han propiciado que los autores deseosos de contar buenas historias de miedo y trabajar sin ataduras hayan optado por las viñetas.

Así, el terror vive buenos momentos en los cómics. Halloween es una buena excusa para repasar algunos nombres, editoriales, obras y guionistas a los que merece la pena conocer. Por supuesto, no hablaremos en profundidad de ellos (ya habrá tiempo para ello en este blog), pero sí que puede servir como guía para los no iniciados o de discusión para los amantes del cómic de terror.

EC:

Tales from the crypt

El sello editorial por excelencia del cómic de terror. A pesar de que cultivó también otros géneros, como la ciencia ficción y el bélico, su fama le vino por series tan míticas como Tales From The Crypt, The Vault of Horror y The Haunt of Fear.

Su éxito en los años 40 y en los 50 fue tremendo y suyas son algunas de las mejores historietas de terror, incluso después de tanto tiempo: pequeños relatos, sin necesidad de una trama común, sino simplemente encabezados por un personaje común. En Tales From The Crypt era el archifamoso guardián de la cripta quien daba la bienvenida a los lectores, por ejemplo.

Su decadencia forzosa coincidió con la aparición del CCA, el Comics Code Authority. Por culpa de la censura externa, palabras como terror u horror no podían aparecer en la portada de los tebeos, así que os podéis imaginar cuál fue el destino de sus historias. Max Gaines, fundador de EC, decidió centrarse en MAD y cerró sus líneas “de género”. El éxito de las historias de EC continúa aún hoy. En España, Planeta publicó íntegramente las historias de EC hace unos años. En cualquier caso, las reediciones USA no están tampoco nada mal, especialmente la última, los EC Archives.

Los muertos vivientes (The Walking Dead):

TMI

La maravilla creada por Robert Kirkman es, sin duda, la gran culpable de que los tebeos de todas las editoriales se hayan llenado de zombies, aunque casi nadie haya llegado a los níveles de maestría que demuestra el propio Kirkman.

Lo suyo es una película de George A. Romero a la que no hace falta ponerle un final, de manera que la trama mezcla el terror con historias propias de un culebrón y algunas de las viñetas más espantosas que yo haya visto en un tebeo. Cuidado: el verdadero miedo lo dan los humanos.

Steve Niles:

30 días de noche

Uno de los responsables del resurgimiento del terror en los cómics. Suya es la famosisíma (y lúgubre) 30 días de noche, así como sus secuelas, una obra que funciona a la perfección y que le ha hecho ganar numerosos adeptos, incluso pese a que la adpatación al cine no hacía justicia a las virtudes del cómic y sí a algunos de sus defectos.

Pese a que fuera del género no ha acertado en dar el salto (por ejemplo, su Creeper para DC es todo un desperdicio), a Niles se le ve muy cómodo en todo lo que se relaciona con el miedo. Por ejemplo, ahí está su Giant Monster, una travesura que mezcla la parodia de las películas de grandes monstruos con el terror, las aventuras y la ciencia ficción.

Una anécdota para los melómanos, Niles pasó parte de su juventud tocando con bandas de Dischord, el mítico sello de hardcore y post-hardcore creado en Washington DC por miembros de Fugazi.

Hellblazer, Sandman y La Cosa del Pantano:

Corintio

Todo un bloque dedicado para series Vertigo. Las aventuras de John Constantine se han sustentado no pocas veces en arquetipos básicos del terror. No podía ser de otro modo con tanto demonio suelto.

El Sandman de Neil Gaiman también tiene momentos absolutamente brutales, especialmente en el arco La Casa de Muñecas, donde brilla con luz propia un personaje como El Corintio. Formidable el momento en el que se reúne con otros asesinos en serie en una convención en un hotel .

¿Y qué decir sobre La Cosa del Pantano? Siempre ha sido un personaje clásico en el cómic de terror, pero Alan Moore lo llevó más allá. Sus historias dieron un paso adelante enorme cuando al guionista le dio por explorar la dimensión trágica y romántica del personaje. Por mucho amor que hubiese, a Moore nunca le faltaba tiempo para revolcarse en el lado malsano de Allec Holland. Terror al más puro estilo Poe, la verdad.

Sight Unseen:

Sight Unseen

Que yo sepa, y corregidme si me equivoco, en España no se ha editado aún este comic escrito por Robert Tinnell y dibujado por Bo Hampton. Su historia es la de un ciego, Frank Byron, que con la ayuda de unas gafas especiales puede ver cosas que el resto de personas no. Entre ellas, el fantasma de un psicópata. Adictiva y muy recomendable, todo en ella es desasosegante.

The Wicked West:

Wicked West

Otra con Robert Tinnell de por medio. Puro lujo para fandomeros como vosotros. Atentos a los que os digo: el salvaje oeste mezclado con las historias de vampiros. Los spaghetti westerns de Sergio Leone mezclados con el terror más clásico. Con Neil Vokes a los mandos graficos, esto es una travesura de tomo y lomo, pero funciona.

Y, mientras termino de escribir el post, siento que me estoy dejando algo importante. Os espero en los comentarios.

Más en Zona Fandom | Especial Halloween

Etiquetas

Roberto Jimenez @fancueva

Compartir este Artículo en