‘Mujeres de Salem’, el terror de la sinrazón

Al asomarme a episodios del pasado de nuestra especie nunca deja de sorprenderme, tanto el poder que la ignorancia tuvo y tendrá en nuestro torpe proceso evolutivo, como el que, más allá de las grandes gestas bélicas que jalonan la historia de la humanidad, sean acotados episodios como el que Thomas Gilbert pone en pie en ‘Mujeres de Salem’ los que mejor ponen en evidencia que si seguimos hollando la faz de nuestro ajado planeta es debido a que, en última instancia, los que hacen ruido, los que se rasgan las vestiduras, los que esputan idioteces, los que cometen barbaries contra sus congéneres y los que, generalmente, justifican todo esto a mayor gloria del altísimo son, afortunadamente, una minúscula y ridícula minoría que, además, no parece darse cuenta de que, a mayor su esfuerzo, mucho mayor la cohesión del resto de la especie.

Y aunque en el mundo de hoy sería difícil imaginar que pudiera darse algo como lo que acaeció en un pequeño pueblo de Massachussets allá por finales del s.XVII, nunca hay que desestimar la estulticia humana hasta tal extremo que creamos que, como monos inteligentes que somos, jamás podremos tropezar de nuevo con similar pedrusco. Un pedrusco que llevó a una comunidad a un frenesí asesino y a purgar a aquellos elementos femeninos que, acusados de brujería y de yacer con el mismísimo Satanás —ay, si alguien les hubiera dicho a estos pobres inocentes que ni el más alto ni el más bajo existen…—, se entrometían en la labor evangelizadora adocenante del inquietante y execrable reverendo del lugar.

Historia más que conocida por las veces que ha sido mirada con cierto interés por la cultura popular, encontrarla ahora en viñetas resulta todo un gustazo por cuanto el expresivo estilo gráfico de Thomas Gilbert y lo en ocasiones siniestro de su configuración sientan de maravilla a este común lugar del género de terror que son las brujas de Salem. Abriendo paso a otras disquisiciones y poniéndonos en la tesitura de mirar al horror desde el punto de vista de las que pagaron con sus vidas la injustificada sed de sangre de sus familiares y vecinos, el artista francés compone un fresco fantástico que ora es luminoso y vital, ora tenebroso, lúgubre y terrorífico, abriéndose paso a través de uno y otro distante terreno un relato en el que también tienen su peso el amor y la inocencia. Mezclado todo con gran tino, el resultado es un libro espléndido de esos que, leídos con la mirada correcta, imparte lecciones tan necesarias como atemporales.

Mujeres de Salem

  • Autores: Thomas Gilbert
  • Editorial: Dibbuks
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 208 páginas
  • Precio: 26,60 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.