‘MG. Los vengadores. Campo de batalla, el Olimpo’, Vengadores contra dioses, ¿hace falta decir más?

MG Vengadores. Campo de Batalla, el Olimpo

Algo parece haber cambiado en la mentalidad de los aficionados españoles al cómic. Las historias clásicas de los grupos más punteros de Marvel (estamos refiriéndonos a tebeos con más de 30 o 40 años a sus espaldas) han intentado ser publicadas de todas las formas posibles y los resultados siempre han sido los mismos: un puñado de números en las tiendas y colección cancelada por falta de ventas (salvo honrosas excepciones como las polémicas Bibliotecas Marvel de Planeta).

Y cuando la gente se resignaba a no poder renovar sus machacadas copias de ‘Los 4 Fantásticos’ de Lee y Kirby, llega Panini y, después de un esfuerzo encomiable, logra que la línea de clásicos sea la abanderada de su plan editorial anual, teniendo este movimiento su ejemplo más digno de estudio en estos ‘Vengadores‘ de Roger Stern.

Poderosos Vengadores 10 interior 1

Digno de estudio porque nadie daba un duro por una colección que se prolongaría durante casi dos años, a razón de un tomo bimestral y de precio ligeramente más elevado al habitual (hay que recordar que se trata de un material que no se encuentra digitalizado por lo que la propia Panini es la encargada de correr con los gastos). Aún así, la etapa escrita por Roger Stern ha conseguido ser publicada en su integridad, con todo en contra, ya que nadie sabía la respuesta que podría tener el fandom frente a un producto como este, destinado a una minoría.

Han sido 10 volúmenes, casi 80 números más otros tantos especiales, en los que hemos podido disfrutar de una etapa legendaria, repleta de historias de esas que han cimentado la grandeza de Marvel a lo largo de los años: la caída y posterior juicio de Chaqueta Amarilla, el renacimiento del Hombre Molécula, los distintos enfrentamientos con Los Defensores, los acontecimientos previos y posteriores a las Secret Wars, los primeros pasos de Los Vengadores Costa Oeste, la Visión ascendiendo a ser supremo de la Tierra, el Todopoderoso golpeando por segunda vez, el retorno de Kang el Conquistador o el seminal Asalto a la mansión.

Poderosos Vengadores 10 interior 2

Sin embargo, si hubiera que resaltar un hecho por encima de todo, esa es la llegada de John Buscema a los lápices en el número 255 USA (tomo 6 de la edición de Panini). El legendario artista supo hacerse con los personajes desde el primer momento, imprimiéndole una fuerza y una calidad a cada página que pocas veces se había visto hasta entonces en la colección, algo a lo que no fue ajeno Tom Palmer, el entintador con el que Buscema alcanzó su nivel más alto.

Cuando parecía que Stern lo había dado todo y que su salida de la colección estaba próxima (razones apuntan a diferencias creativas con los editores) el escritor nos sorprende con una historia final llena de épica y grandilocuencia, ‘Campo de batalla, el Olimpo’.

Poderosos Vengadores 10 interior 3

Tras los acontecimientos narrados en el anterior volumen, el grupo se encuentra aún convaleciente de la batalla contra Los Señores del Mal y casi sin darse cuenta se verán envueltos en otra refriega que los llevará directamente a las puertas del Olimpo. Esta vez los enemigos a batir son dioses comandados por Zeus, que tras secuestrar a Hercules del hospital donde cura sus heridas, reciben órdenes directas para derrotar a Los Vengadores.

Panini puede estar orgullosa de haber llevado a buen puerto esta colección. No era una empresa fácil y sin embargo se las ha ingeniado para hacer de estos ‘Poderosos Vengadores’ el modelo a seguir para futuros proyectos. En el horizonte ya asoma el ‘Iron Man‘ de David Michelinie y por aquí ya empezamos a frotarnos las manos.

FICHA TÉCNICA: MG. Vengadores. Campo de batalla, el Olimpo
  • Autores: Roger Stern y VVAA
  • Editorial: Panini
  • Encuadernación: Rústica con solapas
  • Páginas: 336
  • Precio: 30 euros
Poderosos Vengadores 10 review

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en