Marcel Pérez, autor de ‘Last Day Data»: «Si mira muchas películas, es un cinéfilo. Si lee muchos cómics, es un friki»

Marcel Pérez

Marcel Pérez nació en Manresa en 1985, y al final le dio por dedicarse a dibujar profesionalmente. Actualmente estudia en la escuela JOSO después de acabar la carrera de Bellas Artes, y ha empezado a ganarse la vida a jornada completa con el dibujo. Participó en varias autoediciones como ‘El Cuaderno de Tesla’, ‘Superfrankycola’, ‘Sextories’, ‘Andergraün’, ‘Heyrope!’ además de ser co-fundador de las autoediciones ‘Pandora’s Box’ y ‘Final Fanzine’. Todo eso le acabó de picar el gusanillo, y en el mundillo profesional ha trabajado ya con alguna editorial pequeña americana y con varios particulares, y ha sido ilustrador para Ediciones Babylon, antes de llegar hasta Ediciones OrangON! y también está manejando una campaña de crowdfunding para financiarse material para la Japan Expo.

Last Day Data‘ es una obra que nos sitúa en un mundo futurista, donde hay un nuevo contexto social y donde la medicina ha permitido la reanimación en algunos casos concretos de personas que mueren por accidente. Por desgracia, esto repercute en su cerebro y les deja lagunas de memoria. Esto le ocurre a Hayes, que es devuelto a la vida, pero que no puede recordar cómo murió. La trama entonces nos mete de lleno en una historia de misterio y acción, cuando se da cuenta de que hay algún secreto muy turbio que rodea su muerte, y que necesita averiguarlo antes de que quizás le maten… de nuevo.

Pinup fantasía

Adoro la gente que me dice que no sabe si calificar mi estilo de manga, europeo o americano ni saben en qué saco meterme

Zona Fandom: ¿Cuándo y cómo empezaste a dibujar?

Marcel Pérez:Pues sonará a tópico, pero empecé de bien pequeñito. A los 5 años ya tenía un personaje de cómic y me hacía cómics de una página, como las historietas de los tebeos clásicos. A partir de ahí, lo siguiente fue ir dibujando mis personajes favoritos de la tele y los cómics, y ya estaba en el carro.

ZF: ¿Cuándo te convenciste de que querías dedicarte a esto profesionalmente?

Marcel Pérez: Sobretodo, cuando tuve muy claro que el deseo de dibujar se había hecho tan grande en mí que sabía que no me sentiría, digamos, completo, trabajando de otra cosa en mi vida. Ni siquiera estoy seguro de que fuera feliz. Así que, al menos, lo intentaré hasta las últimas consecuencias.

ZF: Define tu estilo de dibujo con cinco palabras (Pueden ser menos)

Marcel Pérez: Euro-ameri-manga (he mezclado de todo en mi dibujo, o eso creo)

ZF: Define tu estilo narrativo con cinco palabras (Pueden ser menos)

Marcel Pérez: Europeo en proceso de dinamización (empecé con estilos narrativos mucho más clasicotes, y los últimos años los he pasado probando de volverme más dinámico y espectacular).

Last Day Data

Lo más raro que me pidieron dibujar: unas gafas

ZF: ¿Crees que ser ilustrador dista mucho de crear un cómic/tebeo/manga?

Marcel Pérez: Sí y no. Tienen puntos en común, pero uno no puede trabajar del mismo modo en los dos medios. Hay que sacar partes distintas del oficio en cada vertiente.

ZF: ¿Qué es lo más difícil o extraño que has hecho, ya sea por gusto o por encargo?

Marcel Pérez: Lo más difícil fue llegar a complacer a algunas de las personas por las que he trabajado. Para lo más raro, me gustaría poder decir “Vacas comunistas contra cabras nazis”, un precioso dibujo que hice por encargo con mi amiga Laura Palmer, pero me temo que la primera opción, aunque menos llamativa, es la más rara: En un salón del manga, me pidieron dibujar unas gafas. Así, sin más. Vale, suena cutre, ¡pero deberíais haber visto mi cara cuando le dije a la chica “claro que dibujo cualquier cosa! ¡lo que se te ocurra!” y ella me respondió “pues una gafas”!

ZF: ¿Qué viene primero: personajes, historia o diseños?

Marcel Pérez: No puedo hablar por todo el mundo, pero normalmente, la historia. Esta te suele sugerir los personajes que deberían entrar en ella. A veces me ha pasado que un boceto que me gustaba o una idea para un personaje me han llevado a imaginar una historia alrededor suyo, pero la verdad es que esto suele suceder de forma más involuntaria.

Last Day Data

Cuando empiezo un proyecto tengo algo llamado “el día inútil”

ZF: ¿Alguna manía extraña a la hora de crear?

Marcel Pérez: Suelo tener un día entero, al empezar un proyecto, al que ya llamo cariñosamente “el día inútil”, en que no avanzo casi nada y me distraigo hasta con el aire. Suele ser el primer día. Por suerte, una vez pasado ese día, el propio remordimento generado por la pérdida de tiempo hace que me active.

ZF: ¿Cómo surgió la idea de esta obra en concreto?

Marcel Pérez: Hacía tiempo que tenía en la cabeza la idea de hacer una historia bajo la premisa de “un tipo que vuelve a la vida pero no recuerda cómo murió en su último día, así que lo investiga”. El resto de la historia surgió de aquí, aunque al principio no se parecía en nada a su versión final. Hay también otra parte de la historia que pensé junto a lo que acabo de decir, y que fue la otra premisa que me llevó a escribir Last Day Data, pero este no lo puedo comentar aún.

ZF: ¿Qué esperas de OrangON? ¿Crees que más pequeñas editoriales cogerán este mismo camino de apostar por publicaciones digitales como base?

Marcel Pérez: Sinceramente, lo que espero es que la iniciativa tenga una buena acogida. Otras veces se ha intentado lo de la revista de cómics “estilo revista de manga”, pero creo recordar que no ha cuajado. Ahora pienso que con el soporte digital como apoyo, la cosa puede variar, ya que elimina parte del coste de mover a una escala lo bastante grande este tipo de proyecto. Y sí, la verdad es que pienso que parte del porvenir seguramente está aquí, así que…
¡a ver qué nos depara el futuro!

Es un buen mundo

Se necesita un cambio de mentalidad y en las posibilidades de la difusión

ZF: ¿Qué diferencias te han llamado más la atención entre trabajar con esta editorial y tu experiencia en la autoedición?

Marcel Pérez: No es la primera vez que trabajo con una editorial, aunque nunca lo había hecho a nivel de una publicación seriada, así que la diferencia principal imagino que es, por supuesto, el nivel de guionización que me exige. A nivel de autoedición siempre he trabajado con historias cortas, y en editorial he sido más bien ilustrador, así que lo nuevo para mí está en crear una historia por capítulos. ¡A ver qué tal se me da!

ZF: ¿Esperas que el mercado reaccione bien o será reticente?

Marcel Pérez: He intentado hacer una historia que me haga disfrutar tanto a mí como a la gente. En cuanto a OrangON!, creo que el mero hecho de que haya entrado en el proyecto muestra que creo que es una idea con buen potencial.

ZF: ¿Qué cambios ves al mercado con respecto al formato físico y al digital?

Marcel Pérez: Sobretodo, un cambio de mentalidad y en las posibilidades de la difusión. Admito sus ventajas, la verdad, pero como autor que ha crecido con el soporte clásico, no puedo evitar un cierto miedo a que la edición virtual “desvirtúe” en cierto modo los álbumes impresos. Pero la verdad es que otra parte de mí piensa que esto es una estupidez, ya que son dos formatos de edición que no son comparables. Creo que, más que solaparse, se van a complementar.

Last Day Data

ZF: Muchos dicen que la denominación de manga/cómic/tebeo viene dada por la procedencia del autor, otros que la separación es por el estilo de dibujo o narrativo ¿qué piensas de esto?

Marcel Pérez: Realmente, en el fondo pienso que hoy en día, en un mercado donde los diferentes estilos se han mezclado e influenciado tanto, ya es un poco una ridiculez hablar demasiado de este detalle. Más bien creo que todo significa lo mismo, al fin y al cabo no es más que la misma palabra en distintos idiomas.

Entiendo la gente que intenta diferenciarlo así (porque realmente hay unos rasgos estilísticos que suelen hacer distintos estos tipos de cómic entre sí), pero también creo que empeñarse en “etiquetarse” dentro de uno de ellos es limitarte un poco a ti mismo. ¡De hecho, adoro la gente que me dice que no sabe en qué saco meterme!

ZF: ¿Consideras que los medios en el mercado español para los dibujantes hoy en día son suficientes? Si no, ¿qué cambiarías?

Marcel Pérez: La mentalidad. En el mercado español sigue imperando una mentalidad muy peyorativa hacia los autores y hacia el mundillo. Una persona que mira muchas películas, es un cinéfilo. Una persona que lee muchos cómics, es un friki. Lo que habría que conseguir es que en España se empezara a ver el cómic más allá de los monigotes para niños, igual que en otros países. Entonces también mejorarían los medios para los dibujantes.

Encargo asesina

Mucha gente tiene la necesidad de dejar los cómics porque “le toca crecer”

ZF: Si alguien te viniese diciendo que quiere dedicarse profesionalmente a esto ¿qué le dirías?

Marcel Pérez: Que se prepare, que le va a tocar batallar bastante y es un mundillo muy complicado. Sí, sé que esta pregunta se suele responder así, pero… ¡por algo será!

ZF: ¿Hay mercado sostenible en el cómic español o faltan o sobran cosas? ¿Sobran o faltan autores? ¿Sobra o falta público?

Marcel Pérez: Sí, imagino que falta público, pero realmente, eso viene dado por lo que comenté antes, la mentalidad que se tiene sobre ello, que impide que se convierta en un fenómeno de masas. Mucha gente tiene la necesidad de dejar los cómics porque “le toca crecer”. Espero que un día este error se deje de cometer, y la gente se dé cuenta de que, para lo que hay que crecer aún, es para poder abrir más la mente.

Agradecemos encarecidamente a Marcel Pérez el poder dedicarnos parte de su tiempo.

Sitio Oficial | DeviantArt & Facebook

Entrevistas a otros autores de Ediciones OrangON

Galería de fotos

(Haz click en una imagen para ampliarla)

Etiquetas

Naruedyoh @naruedyoh

Amante del cómic, aunque con inclinaciones hacia los productos provenientes de Japón. Con solamente 22 años, aún me queda por aprender mucho, pero las ganas no me las quita nadie (odio parecer un hipster, pero es así). Cuando no me gusta algo, una parte en el fondo de mí hace que quiera que me guste, pues significaría que se ha hecho lo suficientemente bien. Con cómics y juegos en las estanterías desde los tres años.

Compartir este Artículo en