‘Maestros’, otro tipo de magia

Estoy convencido, y es un convencimiento que se fue asentando número a número cuando, a su ritmo de publicación original, me acerqué por primera vez a ‘Maestros’ durante el primer tramo del pasado 2018, que si algo había en la determinación cafre de Steve Skroce a la hora de cuajar este cómic, eso era que todos sus lectores tuviéramos claro que a lo que nos estábamos «enfrentando» era a una versión adulta de Harry Potter. Una versión en la que el personaje creado por J.K. Rowling se convertía en un millennial deslenguado, caradura, pagado de sí mismo y con una personalidad que, arropada por todo un elenco de secundarios a cuál más bizarro —en la acepción anglosajona del epíteto—, ostenta una personalidad que coquetea descocada hacia posturas muy de Garth Ennis.

Y si con todo lo que he dicho en el párrafo anterior no os han entrado unas ganas locas de leeros ‘Maestros’ sin saber nada más del magnífico cómic que cuaja el canadiense como autor completo —porque, no lo había dicho, pero Mr. Skroce se encarga aquí de guión y dibujo al mismo tiempo— quizás pueda tentaros algo más rascando sobre la superficie de una trama que nos presenta al protagonista, el mago más poderoso del mundo, teniendo que volver al plano de la realidad en el que creció para copar con el asesinato de su padre y toda su familia; que en un momento dado presenta a dos villanos cada cual más bestia y poderoso; y que deja con la boca abierta a poco que nos descuidemos en virtud de un desparpajo, una simpatía y una frescura que hacen de ‘Maestros’ uno de los mejores títulos que nos llegaron a lo largo del pasado año desde el otro lado del charco —y, sí, no lo llegué a incluir en la selección, ¿y qué? Algo que se tiene que quedar fuera…no seáis quisquillosos.

Bueno, qué, ¿convencidos? ¿Cómo? ¿Aún no? Pues sólo me queda un arma que esgrimir. Y es un arma muy, pero que muy poderosa: el DIBUJO de Skroce. Cualquiera que se haya asomado en el pasado a un trabajo del artista sabrá de su enfermiza inclinación a meter detalles en cada viñeta hasta llegar al paroxismo. De hecho, el referente inmediato a la hora de hablar de Skroce es, sin lugar a dudas, ese otro «enfermo» llamado Geoff Darrow. Sin que en ninguno de los dos —o, qué sé yo, en nuestro Juan José Ryp— la profusión en llegar a definir hasta la última arruga de un calzoncillo haya supuesto jamás un obstáculo para el desarrollo de unas habilidades narrativas superlativas, no creo exagerar al afirmar que ‘Maestros’ es, en uno y otro sentido, lo MEJOR que ha parido Skroce en toda su trayectoria profesional, que no es poco. ¿Qué lo demuestre con hechos? Si la portada no os sirve de suficiente acicate, molestaros en hacer una breve búsqueda por Google y asomaos a alguna de las páginas que seguro encontráis por ahí. Y después, si eso, seguimos hablando de por qué tendrías que comprar, y comprar ya, este fantástico volumen con el que Norma ha recopilado ‘Maestros’.

Maestros

  • Autores: Steve Skroce
  • Editorial: Norma
  • Encuadernación: Rústica
  • Páginas: 192 páginas
  • Precio: 18,52 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.