‘Los Invisibles Volumen 7: El Reino Invisible’, punto y final…creo

cubierta_los_invisibles_num7_reino_invisible.indd
Sirva la presente reseña para despedirnos por un tiempo de Grant Morrison ya que el escocés lleva una temporada siendo uno de los protagonistas principales de esta página. Pero será un “adiós” doble puesto que su serie más ambiciosa y personal llega a su fin tras siete entregas de puro delirio “viñetil”. ECC Ediciones se propuso hacer una edición “en condiciones” para sus personajes más subversivos y, todo el mundo puede dar fe tras ver el resultado final, que lo ha conseguido de sobra. ‘Los Invisibles Volumen 7: El Reino Invisible’ pone punto y final al personal tratado sobre el misticismo y lo oculto que el de Glasgow se sacó de la manga hace y algunos años.

Tras seis volúmenes repletos de preguntas e interrogantes ha llegado el momento de las respuestas y todos sabemos que Morrison suele satisfacer a sus lectores gracias a su capacidad para cerrar tramas de manera maestra, dejando caer cada una de las piezas en su hueco como si de un puzle se tratara. Eso sí, sabiendo la obra que tenemos entre manos, que nadie se espere que la resolución llegue rápidamente y en un par de páginas. Para nada. Los Invisibles es una gigantesca mansión llena de intrincados pasillos donde resulta muy fácil perderse, conviene avanzar de manera lenta pero segura.

Han sido más de mil quinientas páginas de historia por lo que, ahora que nos encontramos en la recta final, conviene asimilar todo lo expuesto por el guionista, que no ha sido poco. Nuestro grupo favorito de antihéroes encargados de luchar contra aquellos que nos gobiernas en las sombras ha cambiado desde la última vez que supimos de ellos. Un año ha transcurrido desde entonces y los mencionados cambios son más que evidentes en algunos como Jack, que ha aceptado su condición de salvador de la humanidad, o King Mob, cuyo abandono del uso de armas y violencia ha cogido a todo el mundo por sorpresa. Con este panorama todo queda listo para el enfrentamiento final contra La Iglesia Exterior.

Los Invisibles resultó todo un hito en la historia reciente de DC Comics/Vertigo, no sólo por las características de la obra, sino, más bien, por el hecho de haber aguantado hasta el final de su publicación. Este Morrison sabe cómo convencer a los directivos. Para que la despedida sea más grande, si cabe, la parte artística corre por cuenta de los “amigos” del autor y son todos nombres importantes de la industria: Phillip Bond, Sean Philips, Steve Yeowell o Chris Weston. Pero la guinda la pone Frank Quitely, encargado de ilustrar las últimas páginas de una colección de culto que hay que revisitar cada cierto tiempo. Todo un manual para convertirse en un outsider de las viñetas y salir airoso del envite, algo que no está al alcance de cualquiera. De Morrison, sí.
[Grade — 10.00]

Los Invisibles Volumen 7: El Reino Invisible

  • Autores: V.V.A.A.
  • Editorial: ECC Ediciones
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 288
  • Precio: 28,50 euros

Etiquetas

Mario de Olivera @fancueva

No sé si el médico que ayudó a mi madre a traerme al mundo me dio un cate en el culo o directamente me arrimó un Spiderman. Lo que sí tengo claro es que desde que tengo uso de razón siempre he tenido un tebeo entre las manos. Por el camino se fueron añadiendo más aficiones que me convierten en un devorador de series, películas y algún que otro libro. Jugador “devezencuandero” a lo que me pongan por delante, siempre y cuando medie el machacamiento de zombies o de ejércitos plagados de magos y orcos, intento estar siempre liado con cualquier actividad lúdico-frikoidal que haga mi existencia sevillana algo más agradable y entretenida. Oh yeah!

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.