‘Leyendas de Cipango’ mitos y haikus en un libro de gran belleza visual

Leyendas de Cipango

Vaya por delante que, más allá de mis muy puntuales contactos con el manga y el anime, no soy muy amante de la cultura nipona. Estaba ahí cuando la fiebre por todo lo japonés comenzó a desatarse entre el fandom español, pero mis miras siempre iban dirigidas hacia lo que venía del otro lado del charco. Así, salvo Taniguchi, Urasawa, Otomo, Toriyama, Tezuka y Mizuki en el cómic, el gran Miyazaki en el cine (y las arquitecturas de Tadao Ando), nunca he sentido especial interés por acercarme a lo que el país del Sol Naciente tenía para ofrecer. Comprenderán pues mi sorpresa cuando, arrancada la lectura de ‘Leyendas de Cipango‘ me vi absorvido a un mundo fascinante que Ruth Martínez, Antonio Plazas y Mitsuko Fukui han plasmado con inmensa belleza en este libro.

Lo primero que llama la atención de la edición de Norma es el precioso trabajo que se ha hecho por parte de la editorial: un libro cuadrado, con tapas duras, encolado en el lomo y cosido con cuerdas gruesas y papel interior de color pergamino concretan el envoltorio en el que los autores van desarrollando, siguiendo siempre el mismo esquema, las historias que rodean a dioses, monstruos, fantasmas y relatos antiguos del acerbo nipón.

Dicha estructura comienza con la engañosa simpleza de un haiku y su correspondiente caligrafía en japonés para después pasar al desarrollo de la historia del mito correspondiente seguido de una maravillosa ilustración por parte de Ruth Martínez. Roto el esquema cuando se pasa al capítulo de historias antiguas (cambiando las cuatro páginas por seis), ‘Leyendas de Cipango’ nos acerca de manera amena y en ocasiones casi pedagógica a muchos personajes familiares (el Enma de Dragonball, sin ir más lejos) que conforman parte del inmenso panteón de la milenaria cultura japonesa.

FICHA TÉCNICA: Leyendas de Cipango
  • Autores: R. Gabriel, A. Plazas y M.Fukui
  • Editorial: Norma
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 96
  • Precio: 17 euros
Leyendas de Cipango review

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector voraz. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de corazón. Cuarentón recalcitrante y compulsivo "opinador" acerca de todo aquello que es pasión personal.

Compartir este Artículo en