‘Deepwater Prison’, en la línea

Considerando que es la quinta ocasión en la que departimos sobre el trabajo de Christophe Bec en esta bitácora, voy a optar por ahorrarme la introducción de rigor y simplemente enlazaros, ya la entrada que le dedicamos hace un par de años al primer integral de ‘Prometheus’ publicado por Yermo, ya a las tres que nos sirvieron para cubrir los sendos álbumes en los que Norma dio salida a ‘Carthago’. Y aún iría más lejos, si así lo quisiera, la lectura de todas las reseñas enlazadas serviría, no sólo como presentación del trabajo del guionista francés, sino como preciso exponente de lo que podemos encontrar en este integral de ‘Deepwater Prison’ que, de nuevo de mano de Yermo, llegaba a los expositores de nuestra tienda habitual de cómics allá por julio del año pasado.

Y es que son pocos los adendos que, si nos salimos de resumir aquello sobre lo que orbita la trama, podemos hacer tanto a lo que Bec desarrolla en el guión como de lo que da de sí la labor de un Stefano Raffaele que se mueve en exactos términos a los que pudimos contemplar, ya en ‘Prometheus’ —álbum en el que colaboraba junto a otros dibujantes— ya, tirando de memoria, en aquellas decepcionantes lecturas que fueron, hace una década, ‘Santuario’ o ‘Cero absoluto’, títulos ambos en los que un Bec dibujante echaba mano de manera excesiva de similares referencias fotográficas a las que lastran la narración de ‘Deepwater Prison’: pudiendo identificar aquí a Nicholas Cage, Kevin Bacon o Steve Buscemi entre las muchas caras que conforman el “reparto” de este thriller de acción submarino, lo estático de la narrativa del artista italiano no ayuda a levantar una historia en la que Bec echa mano de iguales influencias procedentes del séptimo arte.

Con la misma vocación de espectacularidad cinematográfica que ya encontrábamos en ‘Prometheus’, a lo que más recuerda el guión de ‘Deepwater Prison’ es a ‘La Roca’ y, por extensión, a cualquiera de las cintas de acción de los ochenta-noventa que tuvieran como trasfondo un entorno presidiario. Situando éste a novecientos metros de profundidad, añadiendo una conspiración internacional en la que está implicada una poderosa corporación y aderezando la mezcla con gotas de conciencia medioambiental —una de las subtramas que discurre a lo largo de la lectura tiene que ver con un enorme vertido de crudo en aguas del Atlántico— es quizás lo previsible de todo el conjunto lo que mejor caracteriza a un volumen estrictamente llamado a satisfacer a los incondicionales de Becque digo yo que los habrá, ¿no?

Deepwater Prison

  • Autores: Christophe Bec y Stefano Raffaele
  • Editorial: Yermo Ediciones
  • Encuadernación: Cartoné
  • Páginas: 160 páginas
  • Precio: 33,25 euros en Amazon

Etiquetas

Sergio Benítez @fancueva

Lector apasionado. Cinéfilo empedernido. “Seriófilo” de pro. Jugador (que no ludópata, cuidado) impenitente. Melómano desde la cuna. Arquitecto de carrera. Profesor por vocación. Gaditano de nacimiento. Sevillano de adopción. Treintañero para cuarentón. ¡Ah! y escritor compulsivo tanto aquí como en Blog de cine.

Compartir este Artículo en

Deja un Comentario