‘Rurouni Kenshin’ dará el salto a la imagen real en 2012

Rurouni Kenshin

El actor de 22 años Takeru Satoh (‘Kamen Rider Den-O’, ‘Rookies’, ‘Beck’) podría protagonizar una adaptación de imagen real del manga de samurais de Nobuhiro Watsuki ‘Rurouni Kenshin’ el próximo año. Keishi Ōtomo dirigiría a Satoh en esta nueva película tras la fructífera colaboración de ambos en la serie histórica de la NHK ‘Ryōmaden’. De la producción (financiación a cambio de derechos de distribución más bien) se ocupa Warner Brothers Pictures Japan mientras que Studio Swan (‘Paradise Kiss’) es quien se encarga de la producción en si de la película.

Según el productor Shinzō Matsuhashi, “Satoh tiene el aspecto y la estatura para ser un buen Kenshin” añadiendo que cuando comenzaron el proyecto y empezaron a discutir acerca de quién podría interpretar el papel principal rápidamente decidieron que Satoh tendría que encabezar la lista. El joven actor es en realidad un fan confeso del manga original, muy popular cuando se encontraba primaria donde solía jugar con sus amigos a imaginar que tenían enfrentamientos de espadas.

Satoh ha comenzado un intensivo entrenamiento de lucha con katana este mismo mes para prepararse de cara al rodaje que comenzará en julio. El periódico Sankei Sports añade además que existe la intención de distribuir la película internacionalmente e incluso de producir una serie si esta tuviese éxito, uniéndose al nuevo proyecto de anime anunciado hace tan solo un par de meses con motivo del quince aniversario de su primera adaptación a la pequeña pantalla.

Vía | Anime News Network

Etiquetas

Miguel Michán @miguelmichan

He visto más películas de ciencia ficción y terror de las que mis padres deberían haber permitido. He pasado noches en vela encarnando a un poderoso mago neutral malvado. He llorado con algún que otro juego de Square. Y hasta llegué a convertir mi pasión por el manganime y la cultura japonesa en una forma de ganarme la vida cuando, en Noviembre de 2000, creé Shirase, una revista especializada que dirigí durante tres años mientras colaboraba en las revistas Dokan y Minami. Así que sí, puede decirse que llevo con orgullo eso de ser un friki como la copa de un pino. ¡A mucha honra!

Compartir este Artículo en