Guía del turista friki: Escocia

Urquhart Castle, junto al Loch Ness Escocia es un paraiso, pero además si eres fanático de la literatura épica, es fácil perderse en mil y un paisajes llenos de historia, y en los que, a cada vuelta de la carretera, es fácil encontrar torres y castillos.

Las ruinas de Urquhart Castle en la ribera del Lago Ness, los restos de Dunnottar Castle en los acantilados del Mar del Norte, o los impresionantes recintos amurallados de Stirling y Edimburgo son citas fijas en todas las guías, pero hay sitios que no puede perderse un friki que se precie de serlo.

Sólo puede quedar uno

Ah, mítica frase. ¿Ha dicho alguien Duncan Connor MacLeod? Hay varios puntos interesantes a visitar para los fans de ‘Los Inmortales’.

Dunvegan Castle, sede del auténtico Clan MacLeod

La mayoría de los clanes históricos de Escocia siguen existiendo. Se siguen reuniendo, siguen teniendo jefes de clan, y muchos conservan el legado familiar. El Clan MacLeod real es uno de ellos, así que, ¿por qué no visitar Dunvegan Castle, en la Isla de Skye, residencia del 30º Jefe del Clan MacLeod?

La verdad es que el castillo en sí no tiene demasiado interés. Por fuera no es especialmente bonito, y el interior ha sido reformado a mediados del siglo XX. Eso sí, los jardines son impresionantes.

Eilean Donan, sede del Clan MacRae, y castillo de los MacLeod en Los Inmortales

Pero los MacLeod de la película necesitaban un castillo más aparente, así que se apropiaron de Eilean Donan Castle, sede del histórico Clan MacRae. Aquí se rodaron muchas escenas. Restaurado por los MacRae durante el siglo XX, es uno de los mejor conservados de Escocia.

…pero no nos podrán quitar ¡nuestra libertad!

William Wallace, héroe de Escocia, rebelde para los ingleses que acabaron ajusticiándolo en Londres. Muchas escenas de ‘Bravehart’ se rodaron en escenarios naturales, como en Glen Coe, un impresionante valle glacial al que peregrinan amantes de la escalada y el senderismo.

Glen Coe

Una de las causas de la captura de Wallace fue la traición de Robert the Bruce. Sin embargo, tras la muerte de William, Robert reconsideró su apoyo a los ingleses y luchó por la libertad de Escocia, llegando a ser proclamado Rey. Sus ansias por convertirse en Rey de Escocia le llevaron a rebelarse contra los ingleses y lograr la independencia de Escocia. Su tumba se encuentra bajo el altar de la Abadía de Dunferline, al norte de Edimburgo.

Dunferline Abbey, tumba del Rey Robert the Bruce

¡Somos los caballeros que dicen Ni! ¡Ni! ¡Ni! ¡Ni! ¡Ni! ¡Ni!

Dos semanas antes de que comenzara el rodaje de ‘Los caballeros de la mesa cuadrada’, la sociedad que gestionaba los monumentos históricos de Escocia les retiró el permiso de rodaje a los Monty Phyton, que pretendían filmar en varios castillos.

Tan sólo les quedó uno de la lista, Doune Castle, cerca de Stirling, que entonces era privado. Así que Doune Castle se convirtió en prácticamente todos los castillos que salen en la película: Camelot (el interior), el castillo de Guy de Lombard con el Conejo de Troya, el Castillo del Pantano, y el Castillo Anthrax con todas sus jóvenes vírgenes.

Doune Castle, lugar de rodaje de Holy Grail

La audioguía, que es gratuita, está narrada por Terry Jones, co-director junto a Terry Gilliam, y que interpretó a Sir Bedelver. Conocerás la historia del castillo, y también curiosidades del rodaje. Curiosamente, ahora que lo gestiona la entidad pública que les denegó el permiso, la mayor parte de los visitantes van allí por los Python.

En la escena final, Arturo se aleja del castillo donde realmente está el Grial, y se dispone atacarlo. Ese es Castle Stalker, pero es difícil llegar a él porque está en un islote.

¡Expeliarmus!

En Escocia se han rodado varias escenas de la saga ‘Harry Potter’. De hecho, es muy fácil rememorar algunas, como por ejemplo viajar en el auténtico Hogwarts Express. Tan sólo hay que ir a Fort William y tomar el ‘Jacobita’, el tren de vapor que conecta con Mallaig, y que es el que se muestra en las películas.

Viaducto del Jacobita, cerca de Glenfinnan Monument

Además, pasaréis por el acueducto que sobrevuelan Harry y Ron en el coche volador en la lamentable ‘Cámara de los Secretos’. Si queréis hacer la foto al tren pasando por allí, tan sólo hay que acercarse al Glenfinnan Monument, y desde allí andar un poco, está señalizado.

Y al otro lado del viaducto se encuentra el Loch Shiel, donde el Español le enseñó a Duncan Connor MacLeod que no puede ahogarse.

Galería de fotos

(Haz click en una imagen para ampliarla)

Castle_Stalker.jpg
Doune_Castle_1.jpg
Doune_Castle_2.jpg
Dunferline_Abbey.jpg
Dunnottar_Castle.jpg
Dunvegan_Castle.jpg
Eilean_Donan_Castle_1.jpg
Eilean_Donan_Castle_2.jpg
Glenfinnan.jpg
Glen_Coe.jpg
Urquhart Castle 2.jpg
Urquhart_Castle_1.jpg

Más información | Scotland the Movie

Etiquetas

Alkar @bidorto

Vivo en las afueras de Málaga. El tiempo que me deja libre mi trabajo como analista acústico me gusta dedicarlo a la subcultura. No recuerdo cuando empecé a leer cómics pero por casa, en Jerez, siempre hubo tomos de Asterix y grapas de Mortadelo. Lo que realmente me abrió a la cultura alternativa fue una partida de Star Wars d6. Al poco estaba en la reunión inaugural del Club Dragom, en Jerez. Gracias a este grupo montamos varias jornadas y pude probar de todo: MERP, Rolemaster, Ragnarok, Runequest, AD&D, La Llamada de Cthulhu, Cyberpunk, Vampiro, Lobo, Mago, Fanhunter, Shadowrun, Mutantes en la sombra, Magic, Battletech, Mechwarrior, Warhammer… hasta ¡Niños!, El Juego de Rol de los Niños de Goma. En esa época me volví irremediablemente Tolkiendili, y adicto a la literatura épica y fantástica. Poco antes de mudarme a Málaga me presentaron a Pratchett, y comenzó la caza de ejemplares descatalogados en ferias de ocasión. Increíblemente, encontré a una malagueña que, sin ser rolera, comparte muchos de mis gustos y hace chistes sobre la Patrulla X. Aceptó casarse conmigo, aunque no me dejó cortar la tarta con Nársil. “Mola, pero es un muy grande. Quizás un sable de luz…”

Compartir este Artículo en